¿Cuál es la situación de las mujeres encarceladas por narcotráfico en México?

Publicado 10/07/2019 19:34:44CET
Celda (imagen de archivo)
Celda (imagen de archivo) - PIXABAY

   CIUDAD DE MÉXICO, 10 Jul. (Notimérica) -

   La mexicana Beatriz Maldonado ha lanzado la campaña #LiberarlasEsJusticia en el Senado de México junto a la Oficina en Washington para Asuntos Latinoamericanos (WOLA, por sus siglas en inglés) y la organización EQUIS Justicia para las Mujeres.

   El objetivo de esta iniciativa es acabar con la política punitiva que encarcela injustamente a mujeres en el marco de la guerra contra las drogas, según manifiesta la organización a través de un comunicado.

   "Proponemos establecer un mecanismo legal para liberar a mujeres, víctimas de la política de drogas, e implementar estrategias integrales de reinserción social", expresa EQUIS.

   Las mujeres son las principales víctimas que "juegan un rol bajo dentro de las redes delictivas", según EQUIS. Esto supone que dentro de la cadena, la mayor parte de las mujeres se dedican al "traslado de estupefacientes, la siembra, la cosecha y/o el cultivo de amapola, el empaque de sustancias ilegales para su traslado y el resguardo de drogas en sus hogares".

DATOS ALARMANTES

   Sobre las causas que empujan a estas mujeres a involucrarse en las anteriores actividades ilícitas, la organización destaca la "precariedad económica" y el "rol de cuidadoras" que se liga al género femenino, desigualdad que también desencadena una "voluntad condicionada", ya que "muchas consideran una obligación obedecer a sus parejas, padres, hijos o hermanos".

   Las cifras muestran cómo es la envergadura de esta situación en la que 9 de cada 10 mujeres privadas de libertad nunca habían sido juzgadas por un delito. Actualmente, 3.018 mujeres están siendo investigadas, procesadas o sentenciadas por "delitos contra la salud". Del total, EQUIS asegura que la mayoría "fueron víctimas de violaciones de derechos humanos".

   Los alarmantes datos conducen a unas preocupantes consecuencias entre las que no se encuentra un descenso del narcotráfico en el país, según muestran varias organizaciones defensoras de Derechos Humanos.

   En este sentido, el encarcelamiento de las mujeres --en su mayoría indígenas, embarazadas, trabajadoras del campo o con algún tipo de discapacidad-- no solo tiene un efecto directo sobre ellas, sino también sobre su entorno. Así, el debilitamiento familiar es el resultado más inminente.

   ¿QUÉ PROPONE EL GOBIERNO?

   El nuevo Gobierno de México, presidido por el líder izquierdista Andrés Manuel López Obrador, ha supuesto una esperanza para estas organizaciones.

   El pasado mes de enero el mandatario mexicano anunció el fin de la "guerra contra el narcotráfico" iniciada en 2007 con el expresidente Felipe Calderón Hinojosa (2006-2012) que aumentó la violencia en el país.

   Ahora, el objetivo de López Obrador es reformular este combate contra el tráfico de estupefacientes y, dentro del Plan Nacional de Desarrollo, se van a revisar los expedientes de personas acusadas y ya sentenciadas.

Para leer más