Cuba.- Complicaciones de salud "agravan" el estado del opositor en huelga de hambre por un libre acceso a Internet

Actualizado 30/08/2006 20:08:01 CET

LA HABANA, 30 Ago. (EUROPA PRESS) -

El opositor Guillermo Fariñas, quien se encuentra en huelga de hambre desde enero para exigir el libre acceso a Internet en la isla, sufrió un "agravamiento" de su estado de salud después de que, al "abatimiento físico" generado por la falta de alimentos, se sumara un reciente empeoramiento de sus afecciones renales y cardíacas.

Lo confirmó la madre del opositor, Alicia Hernández, quien explicó que su hijo se encuentra consciente pero en un estado de claro "abatimiento físico" tras cumplirse hoy seis meses y 27 días del inicio de su huelga de hambre. Asimismo, Fariñas sufre "fiebre y convulsiones continuas" y "fuertes dolores de cabeza".

A esta situación --según cuenta la madre del opositor-- se suma el "agravamiento" de sus problemas renales, que dificultan la expulsión de líquido y hacen que el enfermo presente "apreciables abultamientos en abdomen y piernas". Además, sus problemas de corazón empeoraron "por agravamiento lesiones antiguas de válvula mitral".

Fariñas fue ingresado esta semana en la unidad de cuidados intensivos del hospital Arnaldo Milián Castro de Santa Clara, donde su familia puede ahora visitarlo "a través de un cristal" una hora cuatro días por semana.

Pese a haber logrado que las autoridades cedieran a su petición de traslado a una sala donde recibir visitas de sus allegados, el opositor "se niega a tener conversación con oficiales de seguridad del Estado por haber llegado a la conclusión de que no poseen ninguna respuesta positiva para su reclamo", explicó su madre esta mañana, según fuentes de la oposición interna consultadas por Europa Press.

Fariñas, de 43 años de edad, es psicólogo y director de la agencia Cubanacán Press. Inició el pasado 31 de enero la huelga de hambre que mantiene a día de hoy en demanda de un acceso libre a Internet desde su hogar para poder realizar su labor periodística. Desde el año 1995, el opositor ha realizado un total de 20 huelgas de hambre en defensa de los derechos y libertades de los cubanos en la isla.