Publicado 01/06/2015 16:15CET

Cunha propone un referéndum para reducir la mayoría de edad penal

Deputy Eduardo Cunha
UESLEI MARCELINO / REUTERS

RÍO DE JANEIRO, 1 Jun. (Notimérica) -

El presidente de la Cámara de los Diputados de Brasil, Eduardo Cunha, quiere someter la reducción de la mayoría de edad penal de los 18 a los 16 años a un referéndum popular, según anunció este domingo en su cuenta de Twitter.

Cunha (Partido del Movimiento Democrático de Brasil) quiere la medida sea votada por la población aprovechando las elecciones municipales que se celebrarán en 2016, y en sus mensajes en la red social aprovechó para reforzar su postura favorable a la reducción, destacando que está seguro de que la mayoría de la población es "favorable".

Convertido en el principal obstáculo a las políticas del Gobierno de Dilma Rousseff Cunha subrayó una vez más sus distancias con el Partido de los Trabajadores (PT), al que acusó de querer imponer su criterio: "El PT no quiere reducir la mayoría y cree que todos tenemos que estar de acuerdo", dijo.

Sin embargo, son varios los partidos de izquierda contrarios a la propuesta, que también rechazan la gran mayoría de ONG's, además de entidades como la Conferencia Nacional de los Obispos de Brasil, la Orden de los Abogados de Brasil y hasta el ex presidente Fernando Henrique Cardoso, del conservador Partido de la Social Democracia Brasileña (PSDB).

El ministro de la Secretaría de Derechos Humanos, Pepe Vargas, ha sido el primero en contestar a la propuesta de Cunha, remarcando que decisiones así no deben pasar por un referendo popular: "Si la posición mayoritaria de la población fuese favorable a la tortura, por ejemplo, no significa que tuviéramos que adoptarla en Brasil", ha comentado en declaraciones al periódico 'O Globo'.

El debate sobre la reducción de la mayoría de edad penal está presente en Brasil desde la pasada campaña electoral, pero ha cogida fuerza de nuevo desde hace unos días, después de que unos adolescentes presuntamente apuñalaran a un ciclista causándole la muerte mientras paseaba por la Lagoa Rodrigo de Freitas, en Río de Janeiro.