La actriz Mia Farrow ve "vergonzosa" la actuación de Chevron

Actualizado 29/01/2014 15:04:22 CET
Chevron
Foto: MIKE BLAKE / REUTERS

QUITO, 29 Ene. (EUROPA PRESS) -

   La actriz y activista estadounidense Mia Farrow ha denunciado este martes la falta de respeto por el medio ambiente de la petrolera Chevron y ha calificado como "vergonzosa" su actuación respecto a los pobladores de la zona, tras visitar el campo Aguarico, una zona contaminada en la Amazonía ecuatoriana.

   "Yo les enseño a mis hijos dos cosas: responsabilidad y respeto, y para mí esto es una gran muestra de la irresponsabilidad y de falta de respecto hacia el medio ambiente y la gente que vive aquí", ha denunciado la actriz, en una declaraciones recogidas por la agencia de noticias ecuatoriana ANDES.

   Farrow ha dicho estar "enfadada" por lo que ha visto y ha añadido que este sentimiento "puede ser bueno" si motiva "la búsqueda de la justicia". "Estoy con el pueblo ecuatoriano para que este desastre se limpie por completo y pueda crecer nuevamente la vegetación", ha aseverado.

   En este sentido, ha insistido en que "la población ecuatoriana no se merece este desastre" y ha instado a exigir que sea limpiado y que los ciudadanos afectados sean compensados.

CASO CHEVRON

   El caso se remonta a la década de 1990, cuando los habitantes del lago Agrio denunciaron a Texaco, adquirida por Chevron en 2001, por contaminar la selva y sus acuíferos con cientos de vertidos de deshechos entre 1964 y 1992, provocando daños en cosechas y en la salud pública, incluidas muertes por cáncer.

   Chevron, por su parte, sostiene que los pozos donde se realizaron los vertidos de deshechos fueron limpiados y que sus actividades no son responsables de ninguno de los daños causados al medio ambiente y a la salud pública.

   En el primer asalto judicial, la Corte de la provincia ecuatoriana de Sucumbíos condenó en 2011 a la empresa estadounidense a pagar 18.200 millones de dólares que, debido a su negativa a hacerlo, han ascendido a 19.000.

   En respuesta a un recurso de Chevron, la Corte Nacional de Justicia (CNJ) ratificó en 2013 el fallo de la Corte de Sucumbíos, pero redujo la indemnización a 8.646 millones de dólares, a los que hay que sumar un diez por ciento en cumplimiento de la Ley de Gestión Ambiental, porque en la legislación ecuatoriana no existe la figura de disculpas públicas.

   Chevron, que ya no tiene intereses en Ecuador, ha llevado a cabo una ardua tarea para evitar el pago. En febrero de 2011, presentó una denuncia ante un tribunal federal de Nueva York contra los demandantes y sus abogados, argumentando que el veredicto se obtuvo mediante fraude.