España/Perú.- Vargas Llosa asegura que "en el amor se refleja la diversidad humana"

Actualizado 29/05/2006 19:05:00 CET

BARCELONA, 29 May. (EUROPA PRESS) -

El escritor hispano-peruano Mario Vargas Llosa aseguró hoy en Barcelona que "en el amor es dónde se refleja la diversidad humana" y por ello en su última novela, 'Travesuras de una niña mala' (Alfaguara) ha querido mostrar una "historia de amor moderna" a lo largo de 40 años entre una pareja poco convencional que permiten describir un friso de la segunda mitad del siglo XX.

Vargas Llosa señaló que es "inútil" definir el amor de una forma única ya que siempre contiene "algo más" para cada persona que lo siente que no se puede cifrar en la atracción o el deseo, sino que tiene "algo de intenso, espiritual y misterioso".

Este halo misterioso es el que, según Vargas Llosa, seduce a los escritores como él que ha querido trasladar a su libro una "historia de amor moderna, lejana de la de los trobadores o los autores románticos" del siglo XIX.

'Travesuras de una niña mala', de la que se han puesto a la venta 300.000 ejemplares en España y Latinoamérica, supone el regreso de Vargas Llosa a la novela tras 'El Paraíso en cada esquina' en una novela que describe la relación entre Ricardo, quien en París se reencuentra con un amor de adolescencia, una joven inconformista y aventurera.

La pareja, testigo de épocas convulsas y florecientes en París, Londres y Madrid, vivirá una danza de encuentros y reencuentros producto de sus "personalidades disímiles" en la que estas ciudades y el ambiente que las rodea jugarán un papel fundamental.

El escritor vivió en la misma época que sus protagonistas en estas ciudades, lo que le ha servido para la descripción de ambientes, pero quiso dejar claro que es mayor la parte inventada que la real en la novela. "Hay más invención que recuerdo", aseguró.

Sin embargo, Vargas Llosa aseguró que "no he escrito una historia que no tenga una raíz en lo vivido" y dijo que el origen de 'Travesuras de una niña mala' radica en una imagen de su infancia, cuando en el barrio de Miraflores de Lima observó a dos jóvenes que decían ser chilenas, un recuerdo que "reaparece" en el primer capítulo de la obra.

El autor de 'La ciudad y los perros' explicó que en su nueva novela se vislumbra el mito de París de los 60, que se ha "enflaquecido" a lo largo de los años, en el que la Revolución cubana tuvo un enorme predicamento.

En la novela la joven viaja a Cuba en un reflejo fiel de la realidad ya que París se convirtió en aquella época en "lugar de paso" de los latinoamericanos que querían ir a la isla "entusiasmados" con la 'revolución de los barbudos'.

El tramo final de 'Travesuras de la niña mala' acontece en el Madrid de los años 80, en plena Transición, periodo que fue definido por el autor como la "historia feliz de los tiempos" ya que, para él, "ninguna sociedad ha pasado tan feliz de una dictadura a una democracia".

En la ciudad de Madrid también situó Lavapiés, un ejemplo palmario de los grandes cambios de los últimos años debido a la multiculturalidad. Para él, el barrio de Lavapiés, "de dónde salía lo castizo madrileño de las zarzuelas", se ha convertido en una auténtica Torre de Babel, "un laboratorio donde se puede palpar ese nuevo mundo".

AUSENCIA DE BARCELONA.

Vargas Llosa justificó la ausencia de la ciudad de Barcelona, en la que también residió, en el transcurso de la novela porque los personajes no tienen un carácter "literario o intelectual" que los llevara a la capital catalana, núcleo en el que se reunieron algunos de los grandes autores del 'boom latinoamericano'.

El escritor peruano afirmó, sin embargo, que espera "tener tiempo y ánimos" para escribir sobre ese periodo que vivió en Barcelona, "tan importante para España y para América Latina".

Mario Vargas Llosa (Arequipa, 1936) es autor de novelas como 'La ciudad y los perros', 'Conversación en La Catedral', 'Pantaleón y las visitadoras', 'Lituma en los Andes', 'Los cuadernos de don Rigoberto' y 'La fiesta del Chivo', piezas teatrales como 'La señorita de Tacna' y 'La Chunga', los estudios 'La orgía perpetua' y 'La verdad de las mentiras' y las memorias 'El pez en el agua'.