Honduras.- Dos personas desaparecidas y 25.000 incomunicadas por las fuertes lluvias en la costa atlántica de Honduras

Actualizado 22/11/2006 15:56:42 CET

TEGUCIGALPA, 22 Nov. (EP/AP) -

Dos hombres están desaparecidos y unas 25.000 personas permanecen incomunicadas en dos provincias de Honduras debido a las fuertes lluvias que azotan desde hace una semana la costa atlántica de este país centroamericano.

Los campesinos llevan tres días desaparecidos después de ser arrastrados por las embravecidas aguas del río Leán en la provincia de Atlántida, situada en el norte hondureño, según informó hoy en rueda de prensa el jefe regional del norte de la Comisión Permanente de Contingencias (COPECO), Joaquín Alvarado, quien explicó que "hay 40 comunidades incomunicadas en Atlántida porque el Leán se desbordó el domingo".

La COPECO informó que las lluvias afectan, además, a las provincias vecinas de Colón, Islas de la Bahía y Gracias a Dios. En estas regiones, los ríos y riachuelos han destruido puentes e inundado grandes extensiones de cultivos de granos básicos y palma africana.

Patrulleras militares recuperaron ayer, martes, un yate que las grandes olas habían desatado del muelle y que había quedado a la deriva en la bahía de La Ceiba, a unos 350 kilómetros al norte de Tegucigalpa. Por eso, la COPECO instó a las autoridades a no autorizar la salida de embarcaciones al Atlántico, que presenta olas de hasta cinco metros de altura.

El comandante de la Fuerza Naval, José Espinal, aseguró a la prensa que "muchas aldeas y caseríos de Atlántida y Colón aún están inundados, y las lluvias han dañado severamente los caminos entre numerosas aldeas del litoral atlántico".

"El paso se está restableciendo gradualmente con la ayuda de la maquinaria del Estado", afirmó el jefe de operaciones de la COPECO, Luis Florentino, quien agregó que están tratando de "hacer transitable de nuevo esas rutas".

Tras una intensa búsqueda, las autoridades rescataron hoy a tres pescadores que estuvieron dos días desaparecidos en alta mar en un pequeño bote. "La suerte nos ayudó y los encontramos... y ya están en sus hogares", subrayó Florentino.

Asimismo, señaló que tres comunidades de la provincia de Gracias a Dios, en el noreste de Honduras y fronteriza con Nicaragua, están anegadas por las crecidas de los ríos.

El mal tiempo, que genera bajas temperaturas en Honduras de 8 grados centígrados, se extenderá durante otros cuatro días, según las previsiones, por lo que la COPECO mantiene un estado preventivo de alerta en la costa atlántica del país centroamericano.