Publicado 28/06/2021 16:26CET

Honduras.- Jóvenes voluntarios de Valencia ayudarán este verano a misioneros en República Dominicana, Perú, Honduras y Mozambique

Encuentro de Valencia Misionera el pasado viernes en el Seminario de Moncada
Encuentro de Valencia Misionera el pasado viernes en el Seminario de Moncada - AVAN

VALENCIA, 28 Jun. (EUROPA PRESS) -

Una veintena de jóvenes de la diócesis de Valencia, entre ellos ocho seminaristas, viajarán este verano a República Dominicana, Perú, Honduras y Mozambique para colaborar, como voluntarios, con los misioneros que allí se encuentran, dentro de la iniciativa 'Verano Misión' organizada por la delegación de Misiones del Arzobispado de Valencia.

El delegado diocesano de Misiones, Arturo J. García, ha indicado que la puesta en marcha este año de esta iniciativa, que en 2020 no se pudo realizar debido a la pandemia, es "una alegría y un regalo de la providencia de Dios, porque en enero aún no sabíamos si podríamos organizarla y finalmente se hará, con todas las precauciones y con la garantía de que los lugares a los que viajamos son seguros".

Desde la organización, según ha informado en un comunicado, se ha trabajado "teniendo en cuenta todas las medidas preventivas posibles, como la vacunación frente a la Covid de los participantes, la contratación de un seguro extra, la selección de destinos y el cumplimiento de las medidas sanitarias para que tanto los jóvenes como los que les reciben en las misiones estén seguros".

De hecho, en la formación específica que los participantes han recibido se ha incidido en la necesidad de tener un comportamiento cuidadoso y cumplir todas las medidas sanitarias "pero también queremos que disfruten de la experiencia al máximo".

Los participantes, que proceden de distintas parroquias y movimientos de la diócesis, han sido divididos en cinco grupos, y cada uno de ellos permanecerá en el lugar de misión un mes aproximadamente. Uno de los grupos está formado por ocho seminaristas, que viajarán acompañados por el sacerdote Arturo Javier García, delegado de Misiones, y los otros cuatro los conforman laicos, incluyendo un matrimonio, con distintos perfiles: hay seis profesoras, dos estudiantes, un policía y un administrativo, entre otros.

MISIONES

El primero de los grupos, formado por dos jóvenes, partirá este martes 29 de junio a República Dominicana, donde, en el distrito municipal de Sabaneta, del municipio de San Juan de la Maguana, acompañarán en las visitas a las comunidades de la parroquia para reactivar la catequesis y las actividades pastorales que se les solicite.

En agosto viajará al mismo destino otro grupo de 'Verano Misión' con otros cuatro jóvenes para colaborar en las mismas tareas y está previsto que también presten ayuda en la escuela, si vuelve a abrir, ya que sigue cerrada por la pandemia.

Este año, 'Verano Misión' llegará, por vez primera desde que se organiza, al Vicariato Apostólico de Requena, en la selva amazónica del Perú, al que la Archidiócesis de Valencia presta colaboración misionera desde hace cuatro años y cuyo titular es el obispo valenciano monseñor Juan Oliver.

En anteriores ediciones, los voluntarios colaboraron en varios colegios en la capital peruana, Lima, pero en esta ocasión el grupo, formado por ocho seminaristas y un sacerdote, prestará su ayuda en tres misiones del Vicariato de Requena, en concreto en la parroquia San José Obrero, en el pueblo de Jenaro Herrera, donde relevarán temporalmente a los franciscanos; en Orellana, donde acudirán dos seminaristas; y en Flor de Punga, pueblo al que irán otros tres seminaristas.

Además, en su estancia en Perú, el grupo visitará la parroquia regida en Lima por el sacerdote valenciano César Buendía, que atiende a más de 100.000 personas, y algunas aldeas del Vicariato de Requena a las que accederán en canoa, debido a que es el único medio.

Otro de los grupos, con tres jóvenes, viajará en agosto a Honduras, para acompañar a las Misioneras del Sagrado Corazón de Jesús y de María en la labor de limpieza y reconstrucción del dispensario y las instalaciones donde prestan los servicios de comedor y clases de refuerzo a niños de la parroquia, en la ciudad de San Pedro Sula y en el pueblo de La Lima, devastados tras el paso de los huracanes Eta e Iota.

Finalmente, tres jóvenes viajarán a Mozambique: una estudiante de Medicina acudirá a Nacala, con la Obra Misionera de Jesús y María; y otras dos jóvenes ayudarán a las Hermanas de la Caridad. Una de ellas, que además es creadora del proyecto Ontupaia, con el que colaboran con las religiosas, ha estado ya en este país en otras tres ocasiones.