Actualizado 13/11/2015 13:00 CET

Juicio a un hombre que publicó el cadáver de su mujer en Facebook

Derek Medina listens to the opening statements during his trial in Miami-Dade Ci
POOL NEW / REUTERS
 

   NUEVA YORK, 13 Nov. (Notimérica) -

   Esta semana ha comenzado el juicio contra Derek Medina, un estadounidense acusado de disparar a su mujer y publicar en Facebook una fotografía del cadáver tras el crimen. El presunto asesino ha alegado que actuaba en defensa propia, según indicó la fiscal del caso Leah Klein.

   Medina asesinó a su esposa, Jennifer Alonso, en agosto de 2013 en la vivienda que la pareja compartía en el suroeste de Miami, dónde la policía encontró el cuerpo de la mujer y a su hija de 10 años, que estaba ilesa y fue rescatada por los agentes. El acusado ha declarado que su mujer amenazaba con abandonarlo.

   En su declaración al jurado, la fiscal explicó que Medina, boxeador amateur, había disparado a la víctima ocho veces durante una discusión en su casa. A su vez, el abogado de Medina, Saam Zanganeh, afirmó que su cliente actuó en defensa propia, después de que está, supuestamente, le amenazara con un cuchillo.

RITOS SATÁNICOS.

   Además, durante el juicio, que se prevé que dure dos semanas, la defensa manifestó que aportaría pruebas de que la mujer del acusado tomaba drogas, maltrataba a su esposo y practicaba ritos satánicos, lo que llevó a Medina a dispararla por temor.

   Según testificó el gerente de la agencia inmobiliaria donde trabajó Medina el día del asesinato, Paul Ampudia, el acusado llamó esa mañana para avisar de que había matado a su esposa y se entregaría a la policía. Todo esto ocurrió antes de publicar en Facebook la imagen de su esposa fallecida en el suelo bajo el título 'RIP Jennifer Alonso'.

   Poco después de difundir la imagen, Medina comentó en la misma red social que iría a prisión o sería sentenciado de muerte por el asesinato de su mujer. "Mi esposa me estaba golpeando y no iba a aguantar más el abuso, así que hice lo que hice, espero que me entendáis" explicó en su perfil de Facebook.

   La pareja mantenía una relación tormentosa, se casaron en 2010, se divorciaron en 2012 y se volvieron a casar unos meses después. Según las autoridades, la discusión que desencadenó el tiroteo comenzó en la habitación y continúo en la cocina dónde Medina afirma que fue amenazado con un cuchillo.

   De ser condenado, Medina se enfrenta a cadena perpetua y también está acusado de negligencia infantil ya que su hija pequeña estaba en casa en el momento del asesinato.