Publicado 02/02/2021 14:06CET

La marmota Phil pronostica seis semanas más de tiempo invernal

La marmota Phil pronostica que el invierno de 2018 durará seis semanas más
La marmota Phil pronostica que el invierno de 2018 durará seis semanas más - GROUNHOG DAY - Archivo

   MADRID, 2 Feb. (EUROPA PRESS) -

La marmota Phil ha salido de su madriguera en Punxsutawney (Pensilvania, Estados Unidos) este martes y ha pronosticado que el tiempo invernal se prolongará al menos seis semanas más, de acuerdo con la tradición americana que tiene su origen en la celebración de origen católico y que se celebra en Europa y en España, la Virgen de la Candelaria, que también era una jornada para conocer o apuntar cuándo llegará el tiempo primaveral.

La tradición de la marmota Phil pasa por que si la marmota sale de la madriguera y es capaz de ver su sombra, el invierno se alargará seis semanas más, pero si no se ve su sombra, entonces la primavera llegará antes de lo previsto y con temperaturas superiores a las normales.

   Aunque en muchos lugares se sigue creyendo en esta predicción, e incluso tienen su propia marmota, como Dunkirk Dave en Nueva York, la agencia estadounidense NOAA ha recordado que Phil "no tiene habilidad de predicción", según recuerda el portal meteorológico eltiempo.es.

   El método de recurrir a un animal para pronosticar el tiempo es una forma de acabar con la rutina invernal y fomentar la economía de la zona, según afirman los organizadores de este día en el oeste de Pensilvania.

   Desde 1886, en Punxsutawney se utiliza una marmota para predecir cómo será la primavera. A lo largo de los años otras zonas de Estados Unidos, como la propia Nueva York, Atlanta o Wisconsin, han comenzado a utilizar su propia marmota, aunque ninguna es tan famosa como Phil.

   Pero antes de la popular marmota americana, en España ya existía con anterioridad una tradición que tiene lugar el mismo día, el 2 de febrero, cuando se celebra la fiesta de la Virgen de la Candelaria, también conocida como las Candelas.

   Se trata de una festividad católica que recuerda la presentación de Jesús en el Templo y la purificación de la Virgen María. Así, numerosos refranes ligados a esta festividad anticipan el pronóstico meteorológico para las siguienes semanas o meses en función del tiempo que haga el 2 de febrero.

   Por ejemplo, según las zonas se transmiten los siguientes refranes:

   "Que la Candelaria llore o cante, invierno atrás y adelante"; "Si por la Candelaria plora, ya está el invierno fora; y, si no plora, ni dentro ni fora"; "El día de la Candelaria, la cigüeña en las campanas; y si no hace frío, la golondrina buscará su nido"; "Si llueve por la Candelaria, apaga la brasa".

   Ninguna de las dos tradiciones tiene una fiabilidad real, pues está basada en observaciones y no en predicciones o estudios científicos.