Al menos cinco heridos en una intervención militar en la Universidad Nacional Autónoma de Honduras

Actualizado 25/06/2019 10:17:10 CET
TWITTER

   TEGUCIGALPA, 25 Jun. (Notimérica) -

   Ayer se produjo en la Universidad Nacional Autónoma de Honduras (UNAH) una intervención de la Policía Militar, que dejó al menos cinco heridos según las fuentes hospitalarias.

   Un grupo de presuntos estudiantes se manifestaba contra el Gobierno desde primera hora de la mañana en el campus para exigir, entre otras cosas, la dimisión del rector interino, Francisco Herrera, y la reforma de la ley educativa. La UNAH lleva un mes sin impartir clases debido a las acciones violentas de algunos de estos estudiantes que ayer incendiaron barricadas de neumáticos para impedir el acceso a la universidad.

   Los agentes comenzaron a lanzarles gas lacrimógeno para dispersar al grupo, pero no pararon ahí. La Policía Militar entró en el edificio provista de armas semiautomáticas y arremetiendo contra los estudiantes. El rector Herrera denunció ante los medios que se había producido una "flagrante violación a la autonomía" de la UNAH, y que la intervención policial no había sido autorizada por el centro educativo.

   Sólo se han confirmado cinco heridos que buscaron atención en el Hospital Escuela, aunque otros datos apuntan a un número superior de afectados. El excandidato a la presidencia, Salvador Nasraya, ha denunciado en su cuenta de Twitter las acciones de las fuerzas del orden: "Se contabiliza 20 heridos y algunos desaparecidos. Nos preguntan si esto pasa en Nicaragua, Venezuela o Irán", señaló.

   Las medidas que el presidente de Honduras, Juan Orlando Hernández, impuso sobre la sanidad y la educación del país, que sentaban la base para la privatización de estos servicios básicos, han desencadenado una oleada de protestas en el país desde hace meses.

PROTESTAS CONTRA HERNÁNDEZ

   Desde hace casi dos meses, los gremios de maestros y médicos se encuentran en pie de lucha contra la privatización de los servicios de educación y salud. Además, exigen la renuncia de Hernández, al que acusan de "usurpador" y de haberse sido reelegido en 2017 violentando la Constitución.

   Ambos gremios han suspendido las labores en las escuelas públicas y los servicios de consulta externa en los hospitales, mientras otros se han unido con quemas de neumáticos y bloqueos de carreteras en el país.

   Las manifestaciones antigubernamentales comenzaron en mayo contra dos decretos ejecutivos, conocidos como PCM-026 y PCM-027, que fueron interpretados como el primer paso para privatizar la sanidad y la educación de la nación centroamericana.

   Hernández dio marcha atrás ante la creciente contestación popular, pero las protestas en las calles han continuado y han ido en aumento hasta reclamar directamente la dimisión de Hernández.

Contador

Para leer más