Actualizado 03/03/2017 21:03 CET

#MenstruAcción, iniciativa argentina para reducir el precio de los tampones

A woman beats a drum during a demonstration to mark International Women's Day an
MARCOS BRINDICCI / REUTERS

   BUENOS AIRES, 3 Mar. (Notimérica) -

   Con motivo de la celebración del Día de la Mujer el próximo 8 de marzo, se realizarán diversas manifestaciones para concienciar y reclamar la igualdad de género en casi 50 países.

   En este contexto, Argentina sumará una petición más durante las huelgas convocadas en diversos puntos del país, en concreto la de la reducción del denominado 'impuesto a la menstruación', bajo la iniciativa #MenstruAcción, una etiqueta que se ha extendido de forma masiva por las redes sociales.

   La propuesta, difundida por el medio de divulgación económico Economía Femini(s)ta, se centra en descontar el IVA de los productos utilizados durante el período menstrual con el objetivo de establecerlos como bienes de primera necesidad.

   De esta forma --y bajo el hashtag #MenstruAcción-- se propone que el Estado se responsabilice y entregue de forma gratuita toallitas, compresas y tampones en colegios, universidades, cárceles y comedores sociales.

   Algunas de las consignas que se destacarán en este encuentro masivo estarán relacionadas con las altas tasas de femicidios y muertes de mujeres por abortos clandestinos, exigiendo una nueva legislación que contemple estos casos.

   Además, se pedirán otras reformas en materia de igualdad, como la equidad salarial entre hombres y mujeres y la integración femenina en los diferentes ámbitos de la sociedad en los que se ven amenazadas, según indica el diario 'La Nación'.

   El Paro Internacional de Mujeres dará comienzo el próximo miércoles sobre las 12.00 (hora local) hasta las 17.00, tras un recorrido que iniciará en el Congreso y finalizará en la Plaza de Mayo.

NECESIDAD CARA

   Desde Economía Femini(s)ta aseguran que una mujer necesita una media de entre 700 y 1.000 pesos anuales (entre 45 y 65 dólares) para poder comprar tampones o copas menstruales. Por ello, se realizará una recolecta monetaria para destinarla a aquellas organizaciones en situación de vulnerabilidad que no puedan adquirir productos de higiene femenina.

   En palabras de una de las editoras de Economía Femini(s)ta Agostina Mileo, los altos precios de estos servicios hacen que "quienes no pueden comprarlos sienten vergüenza de mancharse en el colegio, faltan y en algunos casos terminan abandonando la educación".

   Estas declaraciones se fundamentan en un informe del Fondo de las Naciones Unidas para la Infancia (Unicef) en el que se destaca que la imposibilidad de acceder a estos artículos produce un ausentismo de un 10 a un 20 por ciento del tiempo en la escuela, por lo que podría ser una de las causas fundamentales del abandono escolar.

   Esta propuesta mantiene relación con la denominada 'Stop tampon tax', una ley aprobada recientemente en Nueva York, Estados Unidos, que garantiza la provisión gratuita de estos servicios en escuelas y cárceles de mujeres.