Militares de EEUU custodian la ayuda humanitaria para Venezuela en la frontera con Colombia

Publicado 18/02/2019 15:21:40CET
TWITTER

   Desde la UE se piden medidas "acordes" como respuesta a la expulsión de una delegación del Partido Popular Europeo (PPE) que pretendía reunirse con Guaidó

   MADRID, 18 Feb. (OTR/PRESS/Notimérica)

   Cientos de militares estadounidenses están ya en la frontera entre Colombia y Venezuela para custodiar la ayuda humanitaria que está retenida en la frontera ante la negativa del presidente Nicolás Maduro de permitir la entrada de medicamentos y medicinas.

   Desde este fin de semana, el Pentágono ha establecido un puente aéreo entre la ciudad colombiana de Cúcuta y la base militar de Homestead en Florida.

   180 toneladas de alimentos, medicinas y productos de higiene han viajado en tres aviones militares a la espera de que el Ejército que lidera aún Maduro pueda dar luz verde a la entrada de la ayuda para la población venezolana porque se calcula que hay unas 300.000 personas en riesgo de desnutrición.

   Quien también ha visitado la frontera este domingo ha sido el senador estadounidense del Partido Republicano Marco Rubio, que ha desempeñado un papel importante a la hora de que la Casa Blanca y el presidente Donald Trump apostarán abiertamente por el autoproclamado presidente "encargado", Juan Guaidó.

   El senador ha visitado la frontera Cúcuma para respaldar el intento de introducir ayuda humanitaria en Venezuela pese a la negativa de Maduro, quien rechaza que exista una crisis humanitaria.

   "El único que está aislado es Nicolás Maduro y los criminales que lo acompañan y que le han hecho daño a su propio pueblo. Más de 50 países se han unido a esta causa de ustedes (venezolanos). Estamos aquí para apoyarlos", ha afirmado en declaraciones desde el lado colombiano del puente de Cúcuta.

   Rubio ha destacado que demócratas y republicanos estadounidenses se encuentran unidos en una sola voz y que "estarán junto al pueblo de Venezuela en cada paso".

   Además, Rubio ha mantenido una comunicación en directo con Juan Guaidó, reconocido por Washington. Ha invitado a los venezolanos a no perder el ánimo y la esperanza en la lucha por la democracia. "No importa el tiempo que tome la democracia y la libertad van a regresar a Venezuela", ha remachado.

   En Twitter, Rubio ha reflejado un nuevo mensaje contra Maduro. "En la frontera con (el congresista) Mario Díaz-Balart y (el embajador estadounidense ante la OEA) Carlos Trujillo. Esos contenedores detrás de nosotros fueron puestos allí por un régimen criminal y terrorista. No va a funcionar. La comida y la medicina llegarán al pueblo de #Venezuela", ha aseverado.

   Desde Bruselas, el presidente de la Eurocámara, Antonio Tajani, ha reclamado a los Gobiernos de la UE que adopten medidas "acordes" para responder a la expulsión de una delegación del Partido Popular Europeo (PPE) de Venezuela, un "nuevo atropello" y "una prueba más" de que Nicolás Maduro "es un dictador".

   "El régimen de Maduro impide que los eurodiputados hagan su trabajo. Una prueba más de que es un dictador", ha denunciado el presidente de la Eurocámara en un mensaje publicado en su cuenta de la red social Twitter.

   Tajani, uno de los dirigentes europeos más críticos del Gobierno de Nicolás Maduro, ha confiado en que "el Consejo de la UE adopte medidas de respuesta acordes con este nuevo atropello".

   El presidente del grupo del Partido Popular Europeo, Manfred Weber, ha denunciado que "el régimen de Maduro tiene miedo de lo que los observadores extranjeros verán" en el país después de que sus colegas de grupo "hayan sido denegados acceso a Venezuela esta noche".

   "Está denegando a la gente comida y libertad. Espero que la UE actúe inmediatamente y reconozca a Juan Guaidó como el presidente legítimo del país", ha remachado Weber, en un mensaje en Twitter.

   La UE no ha reconocido a Guaidó como presidente interno para organizar nuevas elecciones, aunque sí le respalda desde su papel institucional como presidente de la Asamblea Nacional, aunque una mayoría de países del bloque sí le ha reconocido, con la excepción de Italia, Grecia, Eslovaquia y Chipre.

   La delegación fue invitada --mediante una carta a Weber-- por el presidente de la Comisión Permanente de Política Exterior, Soberanía e Integración de la Asamblea Nacional de la República Bolivariana de Venezuela, Francisco Sucre, en nombre del propio Juan Guaidó, con quien aspiraban a reunirse.

   Desde la Eurocámara han dejado claro que no se trataba de una delegación de la institución y que "fueron por su cuenta".

   El ministro de Asuntos Exteriores venezolano, Jorge Arreaza, aseguró este domingo que el Gobierno notificó hace varios días a los eurodiputados que iban a visitar Venezuela con "fines conspiratorios, que no serían admitidos y se les instó a desistir y evitar así otra provocación".

   Este lunes, los ministros de Asuntos Exteriores de la Unión Europea discutirán cómo presionar al Gobierno de Maduro para que acepte la celebración de unas elecciones presidenciales y facilite la entrada de la ayuda humanitaria urgente en el país.

   "El objetivo principal ante todo es cómo empujamos al régimen de Maduro a rehacer elecciones presidenciales que tengan un mínimo de credibilidad y sean inclusivas. Para hacer presión sobre este régimen, las sanciones son un instrumento", avanzaron el viernes fuentes diplomáticas.

   Reino Unido, España, Francia y Alemania defienden la necesidad de mantener "sobre la mesa" la opción de ampliar las sanciones a responsables de la represión interna y de obstruir la vuelta al orden constitucional democrático en Venezuela, mientras que hay otros países "más reticentes", entre ellos Italia, aunque "nadie" lo excluye de forma tajante en caso de un deterioro sobre el terreno o si a Caracas se le ocurriera detener a Juan Guaidó, al que han reconocido como presidente interino la gran mayoría de la Unión Europea, con la excepción de Italia, Grecia, Eslovaquia y Chipre, según varias fuentes diplomáticas.

   Londres va incluso más lejos y entiende que la eventual congelación de los activos del Gobierno de Maduro en Europa "debe ser un paso siguiente potencial o uno de los siguientes", algo que ha reclamado el propio Guaidó. El Banco de Inglaterra denegó recientemente la devolución de 1.200 millones de dólares en reservas de oro que solicitó recuperar Maduro.

   "No hay consenso pleno" por ahora sobre la necesidad de preparar ya más sanciones individuales, admitieron fuentes diplomáticas, antes de insistir en que "el debate no está maduro" y que "hay Estados miembro muy reticentes".

   Otra fuente de alto nivel europea apuntó a que podrían contemplarse "otras medidas si las circunstancias llevan a una reflexión en esta dirección", si bien consideró poco probable que se produjera una decisión en ese sentido el lunes. "El foco está en la dimensión humanitaria y apoyar al grupo de contacto", resumieron otras fuentes diplomáticas.

   La Alta Representante de Política Exterior y de Seguridad Común de la UE, Federica Mogherini, informará a los ministros de los resultados de la primera reunión del grupo de contacto internacional para Venezuela en Montevideo con el objetivo de ayudar a crear las condiciones para la celebración de nuevas elecciones presidenciales con todas las garantías democráticas.