Actualizado 01/04/2015 12:12 CET

Muere Misao Okawa, la persona más anciana del mundo a los 117 años

Japanese Okawa, the world's oldest living person, is helped to eat her birthday
Foto: KYODO KYODO / REUTERS

TOKIO, 1 Abr. (Reuters/Notimérica) -

   Misao Okawa, una japonesa reconocida como la persona más anciana del mundo que justificó su longevidad por "comer cosas deliciosas" y descansar mucho, murió este miércoles a los 117 años de edad, según informaron medios japoneses.

   Okawa, la hija de un comerciante textil en la ciudad de Osaka, en el oeste del país, nació en 1898, año en que Estados Unidos anexionó las islas hawaianas y se lanzó una nueva bebida llamada Pepsi-Cola. La mujer compartió su fecha de nacimiento con el líder revolucionario chino Zhou Enlai.

   Gozando de una buena salud como para disfrutar de su pastel de cumpleaños el pasado 5 de marzo, Okawa fue perdiendo de manera gradual su apetito y murió la madrugada del miércoles rodeada de sus nietos, dijeron medios japoneses.

   Okawa entró en el Libro Guinness de los Records como la persona más anciana del mundo en junio del 2013, cuando Jiroemon Kimura, también procedente de Japón, murió a los 116 años y 54 días.

   Ahora la persona más anciana del mundo es Gertrude Weaver, de Estados Unidos, que cumplirá 117 años el 4 de julio.