El narcotráfico también se cuela en las prisiones mexicanas

Actualizado 20/01/2015 23:16:34 CET
Cárcel en México
Foto: STRINGER MEXICO / REUTERS

MÉXICO DF, 20 Ene. (Notimérica) -

   Mujeres reclutadas de bajos recursos, además de funcionarios corruptos, hacen posible la entrada de droga a las tres cárceles de México DF, donde un grupo formado por ex reclusos y conocido como 'Los Panchos' acapara el comercio de la droga en las prisiones de la capital del país.

   Según una investigación realizada por el diario mexicano 'El Universal', este grupo delictivo se encarga de seleccionar a aquellas mujeres, familiares de reclusos, que considera que accederán a introducir la droga en las cárceles.

   Se trata, en la mayoría de los casos, de esposas o madres de presos con escasos recursos que ven en el negocio de la droga una oportunidad para sacar a sus familia adelante. Tras ser seleccionadas, les entrenan para sortear las medidas de seguridad, introduciéndose la droga en la vagina.

   "No hay necesidad de buscarlos, ellos se acercan, saben todo de ti, dónde vives, y sobre todo, que te urge el dinero, con eso te enganchan porque de entrada te dan 2.000 pesos (136 dólares), los agarras y listo, ya estás adentro", ha explicado Susana Cruz, una de las mujeres que accedió a introducir droga en una cárcel y que, tras ser interceptada por la Policía, lleva seis meses en una prisión.

   Previamente, las encargadas de introducir la marihuana en la cárcel, preparan la droga, le quitan las ramas y las semillas, la deshidratan usando un horno microondas para poder ser compactada, la recubren con un fino plástico y posteriormente la vuelven a cubrir por una cinta para evitar así que la droga pueda quedar contaminada.

    Se calcula que al menos diez mujeres participan de este negocio y en cada una de las visitas a sus familiares introducen un cuarto de kilo de marihuana. Una vez introducida en el penal, se extraen la droga en el baño, la limpian y se la entregan a uno de los funcionarios de prisiones que ha sido corrompido por la banda.

   "Al principio te pones nerviosa, pero luego piensas en el dinero, lo que te hace falta y lo que puedes arreglar con él y se te olvida, ya nomás disimulas muy bien y ya, así es conmo entramos. Ya adentro, pido permiso para ir al baño, me lo salo, lo lavo, limpio y lo entrego", ha confesado.

   Cobran 1.500 pesos (102 dólares) cada vez que introducen droga en el penal y la primera vez que son detenidas, el pago de la fianza, que asciende a 10.000 pesos (682 dólares), lo realiza esta organización dedicada al narcotráfico.

   Pero cuando ya conocen demasiados datos sobre la organización, las encargadas de introducir la droga en las cárceles suelen ser entregadas a la Policía por los líderes de 'Los Panchos', que ven en ellas una amenaza para la supervivencia de este grupo criminal.

   TE PUEDE INTERESAR...

   México, un país en el que se suceden las matanzas de estudiantes

   ¿Cómo se reparten México los cárteles de la droga?

Para leer más