La ONU y la CIDH denuncian la "sistemática persecución" contra ONG en Nicaragua tras una nueva redada policial

Manifestante en Nicaragua con cartel Sin libertad de expresión no hay democracia
REUTERS / OSWALDO RIVAS - Archivo
Publicado 08/02/2019 15:26:19CET

   MADRID, 8 Feb. (EUROPA PRESS) -

   Naciones Unidas y la Comisión Interamericana de Derechos Humanos (CIDH) han denunciado este viernes la "sistemática persecución" de organizaciones de la sociedad civil en Nicaragua después de que la Policía allanara la noche anterior la sede de una destacada ONG de la nación centroamericana.

   Según el portavoz del Alto Comisionado de la ONU para los Derechos Humanos, Rupert Colville, agentes del Ministerio de Interior realizaron una redada sin orden judicial en las oficinas de la Red Nicaragüense para la Democracia y el Desarrollo, conocida como Red Local. Se llevaron documentos y detuvieron durante unas horas a dos trabajadores.

   La Red Local, ha explicado Colville, integra a 22 ONG de todo el país que realizan "un trabajo crucial en nombre de los nicaragüenses", por lo que "se les debe permitir operar sin miedo a ser acosadas por las autoridades".

   Hace apenas seis días, un grupo de representantes de la sociedad civil nicaragüense, incluidos miembros de la Red Local, se reunieron en Ginebra con la Alta Comisionada para los Derechos Humanos, Michelle Bachelet, para expresarle su preocupación por las crecientes restricciones a su trabajo y, en general, a la disidencia.

   "La redada del jueves es la última de una serie de acciones contra organizaciones de la sociedad civil que han sido críticas con el Gobierno", ha denunciado Colville. Entre noviembre y diciembre, ha indicado, un total de nueve ONG fueron canceladas y se hicieron registros en varios medios deteniendo a periodistas incluso por cargos de terrorismo.

   "Llamamos a las autoridades nicaragüenses a permitir que la sociedad civil trabaje libremente (...) sin miedo a represalias", ha instado, subrayando que lo contrario "es una violación de los derechos a la libertad de expresión, de opinión, de asociación y de asamblea pacífica".

   En la misma línea, la CIDH ha denunciado que "el allanamiento y las detenciones ilegales en instalaciones de la Red Nicaragüense por la Democracia y Desarrollo Local forman parte de la sistemática persecución sufrida por organizaciones de la sociedad civil en Nicaragua".

   "El Estado de Nicaragua debe cesar estas acciones de persecución y así permitir, no solo el respeto a los estándares internacionales de Derechos Humanos, sino las condiciones apropiadas para un diálogo democrático", ha reclamado el organismo regional.

   La crisis política en Nicaragua estalló el pasado mes de abril con una ola de protestas que comenzaron por una polémica reforma de la seguridad social y que crecieron rápidamente hasta exigir la "democratización" del país y la dimisión de Daniel Ortega. La represión del Gobierno y grupos armados afines se ha saldado con más de 300 muertos.

Contador