Actualizado 28/08/2006 21:05:10 +00:00 CET

Perú.- Abogado del fundador de Sendero Luminoso pide amnistía para los terroristas que actuaron en los últimos 20 años

El APRA califica la solicitud de estrategia de guerra y la presidenta del Congreso dice que amnistía no es igual a reconciliación

LIMA, 28 Ago. (EUROPA PRESS) -

Manuel Fajardo, abogado del fundador del grupo terrorista peruano Sendero Luminoso, Abimael Guzmán, solicitó la amnistía general para todos aquellos que de alguna manera, han participado en actos de terrorismo durante los últimos 20 años, dentro del marco de la reconciliación nacional.

Para Fajardo, esta es una solución "política" a los problemas derivados de la guerra interna y que el nuevo Gobierno, presidido por el aprista Alan García, está en "mejores condiciones" que los anteriores para resolver el tema debido a que ha pasado bastante tiempo desde que se produjeron los hechos.

"Llevar un país con una herida abierta durante tanto tiempo no es conveniente para la gobernabilidad", subrayó el abogado, quien destacó además que los cabecillas Abimael Guzmán y Elena Iparraguirre, ambos procesados, encarcelados e incomunicados, reconocen que en el curso del conflicto se cometieron "excesos, limitaciones y errores", pero que no pueden difundir sus opiniones debido a su condición carcelaria.

Fajardo manifestó que en su petición también incluye la amnistía para los seguidores de Antauro Humala, quienes el 1 de enero de 2005 tomaron la Comisaría de Andahuylas, acto en el que fallecieron varios policías, según informa la emisora local 'RPP'.

Según señaló, estos hechos deben ser determinados por la justicia, pero, a su juicio, se debe destacar que la motivación de los mismos "es política, pues responde a un movimiento social de fondo que expresa las necesidades del pueblo, las cuales no ha satisfecho la política oficial". "Una amnistía general debe preocuparse por todos los peruanos que han participado en hechos violentos en los últimos 20 años", recalcó.

REACCIONES

La presidenta del Congreso de Perú, Mercedes Cabanillas, se mostró hoy lunes en contra de la posibilidad de otorgar una amnistía a las personas acusadas por delitos de terrorismo, como la planteada por el cabecilla de Sendero Luminoso.

"A título estrictamente personal, yo no estaría de acuerdo porque estamos hablando de personas que han sido encausadas por delitos de terrorismo (...) Yo me abstendría de propiciar una medida de esta naturaleza", manifestó la presidenta del Congreso en declaraciones a la emisora local 'CPN Radio'.

Cabanillas dijo también que "quienes ejecutaron o aplicaron el método terrorista no lo hicieron por presión o una actitud espontánea o limitada a un período de tiempo, sino (que) lo hicieron en aplicación de una concepción política de toma de poder por la violencia".

A su juicio, una cosa es la amnistía y otra cosa bien distinta es promover la reconciliación en el país, la cual, en su opinión, "debe empezar por las verdaderas víctimas de la violencia", que "están en los dos lados".

"ESTRATEGIA DE GUERRA"

Sobre este tema también se pronunció hoy lunes el congresista del Partido Aprista de Perú (APRA, en el poder) Mauricio Mulder, quien afirmó que la petición de amnistía de Abimael Guzmán "es parte de una estrategia de guerra". "Es parte de la estrategia jurídica que Sendero Luminoso viene desarrollando hace tiempo", dijo.

Asimismo, señaló que, a su juicio, "es un pedido que nunca va a prosperar". "Ellos (senderistas) están buscando todos los resquicios que el Estado les ha dado jurídicamente y buscan avanzar en un nuevo escenario de guerra", explicó el congresista del APRA, quien resaltó que dicha estrategia es llevada adelante también en el ámbito internacional donde, según dijeron, "tienen dispuesto que sus casos sean llevados a la Corte Interamericana de Derechos Humanos (CIDH)".

Para el obispo emérito de Chimbote, monseñor Luis Bambarén, la propuesta del cabecilla de Sendero Luminoso es "sólo un deseo de un preso que quiere recuperar su libertad", informa la emisora peruana 'RPP'.