Publicado 27/06/2024 11:55

PP acusa al PSOE de "borrar" el espíritu de la Ley de Paridad y los socialistas lamentan la actitud de los 'populares'

La ministra de Igualdad, Ana Redondo, durante una sesión plenaria, en el Congreso de los Diputados, a 27 de junio de 2024, en Madrid (España). Durante el pleno, se tratado el dictamen emitido por la Comisión de Igualdad respecto al Proyecto de Ley Orgánic
La ministra de Igualdad, Ana Redondo, durante una sesión plenaria, en el Congreso de los Diputados, a 27 de junio de 2024, en Madrid (España). Durante el pleno, se tratado el dictamen emitido por la Comisión de Igualdad respecto al Proyecto de Ley Orgánic - Eduardo Parra - Europa Press

MADRID, 27 Jun. (EUROPA PRESS) -

El Grupo Parlamentario Popular ha acusado al Grupo Parlamentario Socialista de "borrar" el "propio espíritu" de la Ley de Paridad por los votos de Podemos y el PSOE ha lamentado la actitud de los 'populares'.

El diputado Jaime de los Santos, del Grupo Parlamentario Popular, se ha referido en el debate de la Ley de Paridad en el Congreso de los Diputados a la enmienda transaccional pactada entre PSOE y Podemos por la que las mujeres podrán superar el 60% de representación y alcanzar hasta un 100% en el sector público y privado. Una vez aprobada la ley por el hemiciclo de la Cámara Baja, el texto será remitido al Senado.

En este sentido, ha dicho que el Gobierno de Pedro Sánchez se ha encargado de "borrar" el "propio espíritu" de la ley, "haciendo saltar por los aires el artículo 5 al vender la paridad real por un puñado de votos, exactamente cuatro, los de Podemos, que han decidido que sólo se respete el límite de género infrarrepresentado o sea ese 40% cuando estemos hablando de mujeres", ha denunciado.

Además, el diputado ha criticado que "intenten vender esta ley como una ley feminista cuando". A su juicio, "sólo se preocupa de las mujeres que ocupan sillas en los consejos de administración y de todas las demás que engrosan las listas del paro, hasta ser España la segunda democracia con peor dato de paro femenino en toda la Unión Europea".

También ha acusado a los socialistas, así como a Junts, EH Bildu y a PNV de ser "quienes han destrozado esta ley". "Que nadie se lleve a equívocos los que instrumentalizando nuevamente a las mujeres han vuelto a asestar un golpe de Estado de Derecho al incluir unas enmiendas en su texto que, además de robarle al Senado una de sus prerrogativas y, por tanto, a los ciudadanos y ciudadanas a los que representamos las Cortes Generales, contravienen la Constitución", ha explicado.

REDONDO DICE QUE LA LEY TRATA DE "LIMPIAR" EL "FANGO" DEL SUELO

Por su parte, la ministra de Igualdad, Ana Redondo, ha defendido este jueves la Ley de Paridad, que ha dicho que trata de "limpiar" el "fango" del suelo que "impide" que las mujeres "sean libres y avancen". "Esta es una de las leyes que lo que tratan es de limpiar ese fango en el suelo, esa suciedad que todavía impide que muchas mujeres sean libres y avancen", ha afirmado.

Además, la ministra ha destacado el "consenso" al que han llegado los grupos políticos con esta norma. "Eso es lo importante seguir avanzando en derechos, seguir avanzando en igualdad, seguir avanzando en consensos. Creo que el consenso es el exponente claro de lo que es el parlamentarismo democrático, donde la mayoría decide con la incorporación de las propuestas, las iniciativas, las mejoras de las minorías, de los grupos de oposición", ha expuesto.

Asimismo, la diputada socialista Andrea Fernández ha lamentado el discurso de los 'populares' y ha celebrado que la derecha disfrute "de más igualdad y de más libertad, desde los enlaces LGTBI hasta los derechos vinculados a la planificación familiar". "Fíjense cómo será que hasta el señor García Gallardo se ha cogido el permiso por paternidad que le corresponde después de haber sido papá", ha aplaudido.

Igualmente, ha indicado que se trata de una ley "necesaria" y que, aunque trasponen una directiva europea, ha añadido que han ido "mucho más allá". "Exigimos listas electorales que no solo sean paritarias, sino también cremalleras. Además, la paridad es obligatoria, será obligatoria en los consejos de administración, en los colegios profesionales, en sindicatos, en organizaciones sociales, en órganos constitucionales", ha afirmado.

En la misma línea se ha mostrado la diputada de Vox, Rocío Gil de Biedma, que ha acusado a los socialistas de "aprovechar" esta ley orgánica, que ha tildado de "innecesaria", para "introducir cambios legislativos que nada, absolutamente nada, tienen que ver con el objeto de esta ley".

Además, según Vox, esta ley no va a traer "ningún beneficio" a las mujeres ni al conjunto de los españoles, sino "la vulneración de la igualdad; el menoscabo de los principios del mérito y capacidad una creciente inseguridad jurídica; un ataque frontal a la libertad de empresa; nefastas consecuencias para la economía y el empleo; y la degradación de la valía personal y profesional de la mujer".

Por otro lado, la diputada del Grupo Plurinacional Sumar, Esther Gil de Reboleño, ha recalcado que el feminismo que defienden desde su formación es el que ofrece "horizontes de transformación a todas las mujeres". "Las mujeres queremos derechos laborales que nos permitan conciliar con nuestra vida. Las mujeres queremos, en definitiva, las mismas oportunidades que los hombres y eso pasa por ocupar espacios que se nos negaron durante años, durante décadas y durante siglos. Eso pasa porque entendamos como sociedad que la desigualdad, por la razón que sea, solo genera odio, violencia, frustración y dolor", ha subrayado.

Por Podemos, Ione Belarra, ha destacado que la ley "tenía un error de bulto, un error de nacimiento, incluía una cuota de hombres"." Hoy con los votos imprescindibles de Podemos hemos logrado romper esa cuota de hombres que era un problema estratégico", ha expuesto, sobre la enmienda acordada con el PSOE para que las mujeres puedan representar el 100% en el sector público y privado. "El feminismo es acabar con la desigualdad estructural que sufrimos las mujeres por el hecho de ser mujeres", ha asegurado para añadir que "el gobierno ha demostrado en este año que ha metido el feminismo en un cajón, que ha relegado el feminismo a la cuarta línea de la acción de gobierno".

Cristina Valido, del Grupo Mixto ha avanzado que apoyarán la ley y ha pedido que no se "enturbie" y mezcle" un día "tan importante" para las mujeres, "no solo en el Estado español, en Europa, en el resto del mundo". "También allí donde las mujeres no tienen voz, se plantea que es una cuestión de justicia. Insisto, no hay democracia si no estamos representadas como debemos", ha apuntado.

Asimismo, el Grupo Parlamentado Vasco ha avanzado que votará a favor de la ley y ha apuntado que espera "que sirva, entre otras cosas, para movilizar conciencias, para que desde los ámbitos internos la gente, los partidos, los poderes, los estamentos incluyan a las mujeres en sus ámbitos de gobierno como ha de ser".

Finalmente, Pilar Vallugera, del Grupo Parlamentario Republicano, ha expuesto que votarán a favor de la ley, pero ha señalado que, para la formación que representa, se trata de "una aprobación de puro trámite" y ha lamentado que "todos los avances que habrían podido impulsar no han estado posibles".

La Comisión de Igualdad del Congreso aprobó la semana pasada el dictamen a la Ley de Paridad, con el apoyo de todos los grupos menos el PP y Vox. En concreto, obtuvo 20 votos a favor, 17 en contra y ninguna abstención.

El dictamen contempla varias enmiendas transaccionales, entre ellas, la pactada entre PSOE y Podemos por la que, según confirmaron fuentes del Ministerio de Igualdad a Europa Press, las mujeres podrán representar el porcentaje del 100% de representación, justificándose.

El acuerdo entre socialistas y morados introduce una nueva disposición adicional que establece que "podrá no aplicarse el criterio de representación paritaria y presencia equilibrada entre mujeres y hombres, en consonancia con el principio de acción positiva, cuando exista una representación de mujeres superior al 60% que, en todo caso, deberá justificarse".

Además, PSOE y Sumar añadieron una enmienda para quitar al Senado su veto irrevocable al techo de gasto, que se incorporó a la Ley de Paridad en la fase de ponencia, que se celebra a puerta cerrada.

Contador