¿Quién es Nicolás Gil Pereg, el imputado por la muerte de dos mujeres israelíes en Mendoza (Argentina)?

NICOLÁS
TWITTER
Actualizado 28/01/2019 20:36:10 CET

   BUENOS AIRES, 28 Ene. (Notimérica) -

   Este fin de semana fue detenido e imputado por homicidio el hijo de una de las mujeres israelíes asesinadas en Mendoza, Nicolás Gil Pereg. Los vecinos dicen de él que era un hombre solitario, poco higiénico y con hábitos extraños.

   Siempre estuvo en el centro de la investigación desde que radicó la denuncia de desaparición y fue la última persona que las vio con vida. Las pruebas para acusarlo tardaron en llegar 14 días pero antes los aspectos extraños se acumularon entorno a él: Gilad Saroussy Pereg, aunque cuando llegó a Mendoza (Argentina) se hizo llamar de varias formas.

   Sus primeros años en Argentina los pasó en San Martín donde regentó un local de comidas y canchas de padel frente a la plaza principal. Ahí se hizo conocer como "Floda Reltih", un nombre más a no ser porque si se invierte arroja: "Adolf Hitler".

¿CÓMO ES NICOLÁS GIL?

   Ingeniero electrónico, con paso por el ejército israelí, es aficionado a las armas y tiene registradas a su nombre más de 40.

   Estaba a cargo de cinco empresas, aunque su vida rozaba la indigencia. Sin embargo, su aspecto cambió unos días antes de la desaparición de su madre y su tía. Antes lucía barba y pelo largo y con rastas.

   Vivía solo, aunque con muchos animales. Más de 20 gatos y cinco perros. Aunque lo extraño para los investigadores fue que hallaron muchos animales muertos y sin enterrar, algunos disecados sobre una parrilla.

HECHOS

   Pereg estuvo en la mira de los investigadores desde el primer momento. Él había sido la última persona en ver a su madre y a su tía el 12 de enero pasado, un día después de que ellas llegaran a la provincia.

   Tras dos semanas de búsqueda, encontraron los cuerpos de las israelíes el sábado por la tarde en el fondo del edificio ubicado frente al cementerio municipal de Guaymallén, donde vivía el acusado. Estaban enterradas a dos metros de profundidad, tapadas con piedras y con hierros incrustados.

   De acuerdo a lo que comentó en conferencia de prensa su tío, Pereg sufrió un drástico cambio de conducta en 2006 y lo atribuyó a "una crisis mental que no fue diagnosticada". "Yo sabía que estaba escondiendo algo. Dijo que no quería cooperar con la Policía porque desordenaron su casa. Entonces le pregunté: '¿Qué es más importante, tus gatos o tu madre?', y me dijo: "Mis gatos son más importantes para mí", declaró Moshe Pereg en su país, según recoge 'Telenoticias'.

   El mismo sábado, Pereg fue trasladado al penal San Felipe, donde quedó aislado y controlado. Las autoridades penitenciarias indicaron que está bajo seguimiento médico y que también recibe asistencia psicológica y psiquiátrica para resguardar su integridad física. Pero hasta el momento, no quiso recibir los alimentos que le dan en la cárcel.

   Antes de entrar en prisión, cuando la Fiscal de Homicidios Claudia Ríos lo imputó por homicidio agravado y por homicidio simple, manifestó que iba a quitarse la vida.

Para leer más