Publicado 25/04/2020 03:06CET

Salud.- La OPS insta a mantener los programas de vacunación durante la pandemia del coronavirus

Imagen de una vacuna contra el sarampión.
Imagen de una vacuna contra el sarampión. - FLICKR - Archivo

MADRID, 25 Abr. (EUROPA PRESS) -

La Organización Panamericana de la Salud (OPS) ha instado este viernes a los países a mantener los programas de vacunación contra la gripe y el sarampión, pese al avance del coronavirus, para evitar la "carga añadida" que pueden suponer estas enfermedades.

La organización ha llamado a los países a tomar medidas de seguridad "innovadoras" para mantener estos programas y de cara a prevenir cuadros respiratorios y brotes de estas enfermedades.

"Las vacunas salvan vidas y deben mantenerse incluso durante la pandemia de Covid-19. Las personas más vulnerables no deben sufrir las consecuencias de no recibir las vacunas que necesitan", ha señalado la directora de la OPS, Carissa F. Etienne, cuando comienza la Semana de Vacunación en las Américas.

"Felicito a los países de la región que ya han adaptado sus campañas a esta nueva realidad y que están haciendo grandes esfuerzos para seguir con la vacunación de una manera segura", ha trasladado Etienne.

Desde la OPS, han informado de que la vacunación es "fundamental" si se quiere proteger a las personas y ayudar a los sistemas de salud para centrar su acción contra el coronavirus.

En la actualidad, han señalado que tres países, Argentina, Brasil y México, están combatiendo brotes de sarampión a la vez que hacen frente al coronavirus. Además, este viernes Bolivia ha detectado su primer caso de sarampión en 20 años, según las autoridades de la nación andina.

VACUNACIÓN PARA LOS SANITARIOS

Por otro lado, el organismo ha subrayado la importancia de la vacunación también para el personal sanitario. "La vacunación es clave no solo para nuestras comunidades, sino también para nuestros trabajadores de salud", ha señalado el jefe de la unidad de Inmunización Integral de la Familia de la OPS, Cuauhtémoc Ruiz.

Ruiz ha añadido que este año es recomendable hacer énfasis en la inyección antigripal para proteger a los grupos de personas más vulnerables por la proximidad del invierno en América del Sur y el coronavirus.

NUEVOS ENFOQUES

Por ello, la OPS ha detallado que muchos países han adoptado soluciones "creativas" para seguir vacunando a los grupos de riesgo de manera segura durante la pandemia.

Brasil, por ejemplo, quiere vacunar contra la gripe a más de 60 millones de personas, entre las que se encuentran embarazadas, niños, sanitarios o personas mayores, intentando hacerlo fuera de los centros de salud.

Concretamente, el organismo ha señalado que han instalado puestos de vacunación en escuelas, supermercados y farmacias, con horarios más extendidos para evitar aglomeraciones, a lo que se añade la posibilidad de suministrar las inyecciones en casa. En Brasil, están proporcionando vacunas también contra el sarampión y la fiebre amarilla.

Otra solución que ha propuesto la OPS es la de instalar puestos para la vacunación antigripal en sucursales bancarias y en residencias de mayores, como es el caso de El Salvador.

También, ha destacado el caso de Chile, donde ya se ha vacunado a cerca de dos millones de personas mayores de 65 años; o Bolivia, donde se están ampliando los servicios a residencias y cárceles.

"Argentina, Colombia y Paraguay también están vacunando contra la gripe a los grupos de alto riesgo; Paraguay ha instalado tiendas de campaña fuera de los centros de salud para separar a las personas que quieren vacunarse de los pacientes enfermos", han destacado desde el organismo sanitario.

Desde el 2003, más de 806 millones de personas de todas las edades se han vacunado contra distintas enfermedades peligrosas en el marco de esta iniciativa regional que promueve la OPS.