Publicado 06/09/2015 16:24CET

Un taller rescata la memoria de las personas deportadas de EEUU

   MÉXICO DF, 6 Sep. (Notimérica) -

   Con el fin de rescatar las historias y la memoria de las personas que han sido deportadas de Estados Unidos, el Consejo Nacional para la Cultura y las Artes (Conaculta), impartirá, del 7 de septiembre al 27 de noviembre el taller 'Migración y Memoria' entre la comunidad migrante que llega a la zona norte de Tijuana, Baja California, donde viven alrededor de 1.500 migrantes.

   Alejandra Frausto, directora general de Culturas Populares, indicó que este taller forma parte de las acciones del programa 'México, Cultura para la Armonía', que desde el año pasado realiza diversas actividades en el espacio denominado 'La Techumbre', para atender a cientos de trabajadores internacionales que diariamente son deportados del país vecino del norte.

   En conferencia de prensa, Frausto destacó que se trata de "dar voz y cambiar la narrativa" de estas personas que "continuamente han sido vulneradas luego de cruzar la frontera en busca de un futuro mejor" y que ahora se encuentran en la Zona Norte de Tijuana.

   "Vienen de una historia de negación tras negación, de haber negado primero su lugar de origen, luego van a hacer una historia de vida, de trabajo, hacen familia en Estados Unidos y por distintas razones son deportados a nuestro país", señaló.

   Según dijo, esta población llega en una situación "vulnerable en extremo", ya que están en un lugar "donde son realmente invisibles y no tienen voz". "Es conmovedor cuando uno puede platicar con ellos, todo lo que nos tienen que decir, que contar y cómo empezar a verlos desde lo que sí son, no desde lo que ya no son o desde lo que no tienen", indicó.

   CUATRO ESCRITORES.

   El taller se desarrollará a través de la Dirección General de Culturas Populares, en coordinación con el Instituto Nacional de Bellas Artes (INBA), cuyo coordinador nacional de Literatura, Mauricio Montiel, precisó que serán cuatro reconocidos escritores mexicanos los encargados de hacer que los propios migrantes cuenten sus historias: Emiliano Pérez Cruz, Ana Luisa Calvillo, Georgina Hidalgo y Leonardo Tarifeño.

   A partir de este lunes, 7 de septiembre, y hasta el 27 de noviembre, 'La Techumbre', ubicada en el Desayunador Salesiano del Padre Chava en la Zona Norte, será sede de este taller en el que cada uno de los escritores impartirá clases por semana.

   A fin de que las historias de estos migrantes no se queden sin contar en esa frontera, destacó que ya existe la iniciativa de publicar un libro el próximo año, en coedición entre el Conaculta, el INBA y Ediciones El Salario del Miedo, que reunirá los testimonios y crónicas que surjan del taller.

   Por su parte, el escritor Emiliano Pérez Cruz aseguró que 'Migración y Memoria' implica un gran reto, pues "a través de la palabra escrita intentaremos alborotar a la gente, calentarle el coco, que afloje la pluma, la mano, que se descubra a través de las palabras" y que cuenten sus experiencias, que la mayoría de las veces nos pasan desapercibidas.

   Señaló que mucha gente le tiene "cus cus" a enfrentarse a la palabra, porque implica enfrentarse a sí mismo. Y aunque muchos piensan que no tienen nada que decir, "en realidad, todos tenemos algo que contar y el reto será sensibilizarlos y hacerles ver que sí tienen una historia, pues lo que han vivido es importante".

   TALLER MUSICAL PARA MIGRANTES.

   En este marco, la agrupación Caña Dulce Caña Brava también impartirá un taller de perfeccionamiento musical de son a niños y trabajadores migrantes.

   Las agrupaciones, conformadas a partir del programa 'México, Cultura para la Armonía', como Son Migrantes, Son Niños, Son del Norte y Arpa Grande de Tijuana, alternarán con grupos de mayor trayectoria, como Ecos de Cedro y Caña Dulce Caña Brava, durante el Festival 'El Son que Emigra', que se realizará el 19 de septiembre en el Centro Cultural Tijuana (Cecut).

   Alejandra Frausto comentó que 'Cultura para la Armonía' brinda alternativas en la Zona Norte de Tijuana para los migrantes deportados y la población que vive ahí, a través de dos espacios comunitarios: La Techumbre, donde incluso se hizo el estreno de la película 'La jaula de oro', con el programa 'Cine Sillitas', así como El Castillo, que son lugares donde se imparten cursos de música, dibujo y radio, entre otros.

   Finalmente, indicó que en la Zona Norte de Tijuana viven alrededor de 1.500 migrantes, pero que es una población en movimiento, pues van y vienen en su intento de regresar a Estados Unidos "y el reto será interesarlos en este taller Migración y Memoria, a fin de cautivarlos para que cuenten sus historias".