Publicado 07/12/2015 18:14:37 +01:00CET

Traumas, drogas, misoginia: así es el 'Monstruo de Monserrrate'

 Freddy Armando Valencia Vargas
POLICÍA DE BOGOTÁ

   BOGOTÁ, 7 Dic. (Colprensa/Notimérica) -

   Durante la última semana, Colombia se estremeció ante el caso de Fredy Armando Valencia Vargas, 'El Monstruo de Monserrate', quien convencía a mujeres indigentes para que le acompañaran a su residencia, donde a cambio de ayuda --un baño, ropa nueva...-- pedía favores sexuales. A las que no accedían las violaba, asfixiaba, descuartizaba y enterraba.

   Repasamos el perfil del criminal, la forma en la que pudo matar a, al menos, 16 mujeres sin ser descubierto y el entramado social en el cual ocurren estos crímenes.

CÓMO ES EL 'MONSTRUO DE MONSERRATE'

   Las investigaciones han mostrado a Vargas como un estudiante universitario que usa en lenguaje culto impropio de las calles. Pero, según confiesa Valencia, a los 19 años todo se torció cuando su compañera sentimental le abandonaba y su madre fallecía. La tragedia le llevó a volverse un drogadicto. Eso sí, según su padre, desde pequeño ya era una persona violenta.

   El experto en este tipo de crímenes Esteban Cruz piensa que la misoginia, tratar como objetos a las víctimas y justificar sus actos son comunes a los asesinos en serie como nuestro protagonista. "Yo las trato como princesas, les doy bazuco o marihuana, trago y a veces más regalos, pero cuando ellas no me cumplen (satisfacen sus deseos sexuales), me da rabia y las ahorco". De este modo justificaba sus acciones.

   La psicopatía es transversal a la mayoría de estos sujetos, así pues ellos son manipuladores y demagogos, además no sienten culpa ni miedo al castigo. Cruz explica cómo Valencia lograba manipular a sus víctimas, darles paseos por el centro de la ciudad y convencerlas de llegar hasta su cambuche. También cómo empieza a cambiar su discurso e intenta manipular a las autoridades con sus declaraciones.

   El psiquiatra Miguel Pérez ayuda a desvelar de dónde puede venir la psicopatía del asesino. En muchos casos las personas viven con aberraciones sexuales producidas por sus vivencias en la infancia, que pueden ser controladas con terapias e incluso con educación.

   Sin embargo el problema se acentúa cuando se convierte en un asusto psiquiátrico y estas personas se vuelven drogadictas, especialmente por el consumo de bazuco, y empiezan a sufrir de psicopatía, un desorden psiquiátrico.

   "El egocentrismo es otra de las características que vemos en este hombre. Se adjudica un terreno como propio, asegura que las mujeres le deben algo y que las trata bien, que merece los favores sexuales que espera recibir", explica Pérez, quien añade que en las personas que consumen bazuco el comportamiento esquizofrénico es muy común.

   En cuanto a las víctimas, Esteban Cruz asegura que este tipo de asesinos prefieren personas vulnerables y por ello no atacan a altos círculos sociales, ya que caerían rápidamente.

   Por desgracia, para Cruz éste no es un caso aislado. "Estamos en un entorno de conflicto interno, las personas están acostumbradas a escuchas masacres y asesinatos sistemáticos. Las autoridades están ocupadas en los mismos temas, en las bandas, la guerrilla y los paramilitares. Estos casos pasan a ser parte de un entramado de violencia a la cual se ha habituado la sociedad", explicó.

   Recordó que en la historia de Colombia ha habido muchos más asesinos seriales --Garavito, el Doctor Mata, el 'Monstruo de Los Andes'--, los cuales han cometido el mayor número de asesinatos individuales registrados en la historia del mundo. Sin embargo estos casos se olvidan fácilmente y terminan formando parte de la agenda diaria de un entorno violento.

   En total, 16 asesinatos han sido confesados por el 'Monstruo de Monsterrate', quien actualmente se encuentra bajo custodia. De los 16, 11 cuerpos han sido hallado hasta el momento por las autoridades colombianas. Estos asesinatos, que salieron a la luz pública el pasado martes, habrían comenzado en el año 2010 y el último de ellos se produjo en el mes de noviembre.