La UE pide que los responsables de torturas y ejecuciones en Venezuela y Nicaragua rindan cuentas

Bandera de la UE y otras frente al Parlamento Europeo
YVES HERMAN / REUTERS - Archivo
Publicado 18/02/2019 12:05:15CET

   BRUSELAS, 18 Feb. (EUROPA PRESS/Notimérica) -

   Los ministros de Asuntos Exteriores de la Unión Europea (UE) han expresado "gran preocupación" por los "numerosos" casos de denuncias de torturas, desapariciones forzosas y ejecuciones extrajudiciales en Venezuela y Nicaragua, entre otros países y han exigido que los responsables de estas prácticas rindan cuentas ante la justicia.

   "La UE pide a todos los estados que velen por que los presuntos casos de tortura, desapariciones forzosas y ejecuciones extrajudiciales sean investigados rápida y efectivamente de una manera imparcial y transparente que garantice el adecuado enjuiciamiento de sus responsables", han reclamado los Veintiocho en unas conclusiones que recogen las prioridades que defenderá el bloque en los foros de la ONU sobre Derechos Humanos este año.

   El bloque ha subrayado su "gran preocupación" por los "numerosos" casos denunciados en Venezuela y Nicaragua, pero también en Chechenia (Rusia) y en la península ucraniana de Crimea que se anexionó Moscú y en las zonas del este de Ucrania bajo control rebelde, así como en República Democrática del Congo (RDC), Burundi, Corea del Norte, Egipto, Libia, Birmania, Filipinas, Pakistán, Arabia Saudí, Sudán del Sur, Siria, Yemen y también los denunciados en China bajo custodia policial y recuerdan que la Unión ha sido uno de los principales impulsores de la Alianza Mundial para prohibir el comercio de equipos que pueden ser utilizados para la tortura.

   En el texto, también han expresado "gran preocupación" por la situación de los defensores de Derechos Humanos y de los periodistas en Venezuela y Nicaragua, entre otros, y prometen que el bloque "seguirá respaldando a los defensores de los Derechos Humanos y de la sociedad civil cuando estén en peligro por todos los medios disponibles, y trabajando por combatir la reducción del espacio disponible para la sociedad civil", así como para "proteger" a los periodistas.

   "La UE siente una honda preocupación, por lo que seguirá condenando con firmeza los ataques y amenazas, campañas de difamación, acusaciones de mala fe, prohibiciones de viaje, detenciones arbitrarias, desapariciones forzadas, detenciones y represalias contra defensores de los derechos humanos, periodistas, blogueros, trabajadores de medios de comunicación y abogados especializados en derechos humanos, y pidiendo responsabilidades", han subrayado el bloque.

   Además de Venezuela y Nicaragua, los Veintiocho alertan de la situación para los defensores de Derechos Humanos y de la sociedad civil en China, Arabia Saudí, Rusia y los territorios ucranianos bajo control de Rusia en Ucrania, Bielorrusia, Turquía, Irán, Egipto, Bahréin, Azerbaiyán, Burundi, Camboya, Birmania, Tanzania, Vietnam y Zimbabue.

   Los Veintiocho han reclamado "el correcto funcionamiento de las instituciones democráticas" y la defensa del Estado de Derecho en Venezuela, Nicaragua, Guatemala, pero también en otros países como Rusia, Turquía, Bielorrusia, Bangladesh, Camboya, Eritrea y Sudán y que "garanticen la libertad de opinión y expresión", "de reunión y de asociación pacíficas y la independencia del poder judicial".

   "La Unión Europea reafirma que todos los derechos humanos deben respetarse en todo el mundo, ya se trate de derechos civiles y políticos o de derechos económicos, sociales y culturales, y que no existe jerarquía alguna entre ellos", subrayan en el texto.

   Los Veintiocho han dejado claro que seguirán "denunciando las violaciones de los Derechos Humanos" donde ocurran e instarán a "buscar la justicia y la rendición de cuentas" en todos los foros, especialmente en la ONU, al tiempo que la Unión "hará uso de todos los instrumentos", incluido sanciones "cuando proceda", tratando de "construir coaliciones" y "seguirá colaborando activamente con la sociedad civil".

   El bloque ha reafirmado el compromiso de la Unión "con el multilateralismo y con un orden internacional basado en normas" y ha instado a los países que aún no lo han hecho a adherirse al Estatuto de Roma y a respaldar y cooperar "plenamente" con el Tribunal Penal Internacional.

   Los Veintiocho también prometen contribuir a la protección de los derechos de los niños y denuncian su reclutamiento en conflictos armados en países como República Centroafricana, Somalia, Sudán del Sur, Siria y Yemen, así como el gran número de menores asesinados o mutilados en RDC, Irak, Birmania, Siria y Yemen y que han sufrido violación en República Centroafricana, RDC, Libia, Birmania y Sudán del Sur.

   Asimismo, han instado a respetar los derechos de las minorías, entre otros en Rusia y de la minoría uigur en China.

Para leer más