Publicado 21/08/2020 07:25CET

Identifican una enzima relacionada con la colitis ulcerosa que puede inspirar nuevos tratamientos

Identifican una enzima relacionada con la colitis ulcerosa que puede ayudar a de
Identifican una enzima relacionada con la colitis ulcerosa que puede ayudar a de - HOSPITAL REY JUAN CARLOS I - Archivo

   MADRID, 21 Ago. (EUROPA PRESS) -

   Una enzima que generalmente detiene el crecimiento bacteriano en el intestino grueso estimula la inflamación en algunas personas, lo que provoca colitis ulcerosa, una enfermedad digestiva crónica que afecta a más de 750.000 estadounidenses, según científicos de la Universidad de Rutgers, en Estados Unidos.

   En el nuevo estudio, publicado en la revista 'Immunity', el autor principal Nan Gao, profesor asociado de Biología Celular en el Departamento de Ciencias Biológicas de la Facultad de Artes y Ciencias de Newark, informa que en personas con colitis ulcerosa, la enzima intestinal lisozima que normalmente funciona para restringir el crecimiento bacteriano, en cambio estimula la inflamación.

   Esto da como resultado la formación de úlceras y llagas en el intestino grueso y el recto, características de la enfermedad inflamatoria intestinal.

   La detección de estas células en el revestimiento interno del colon y el recto es una característica de diagnóstico estándar de la inflamación intestinal crónica.

   "Este estudio demostró la existencia de un delicado equilibrio entre los factores inflamatorios y antiinflamatorios en nuestros intestinos --apunta Gao, quien lo llevó a cabo con el investigador postdoctoral Richard Yu y la estudiante de doctorado Iyshwarya Balasubramanian--. Los conocimientos sobre cómo obtener un equilibrio inmunológico tan beneficioso pueden ser útiles para futuras intervenciones de la enfermedad inflamatoria intestinal".

   En estudios de laboratorio bioquímicos y genéticos en ratones, Gao y su equipo se centraron en las células de Paneth, las principales productoras de lisozima, que normalmente se encuentran en el intestino delgado y rara vez se observan en el intestino grueso o el colon sano. En los casos de pacientes con enfermedad inflamatoria intestinal las células de Paneth se ven a menudo en el colon y el recto.

   "La aparición frecuente de células de Paneth en los tejidos inflamados del colon de los pacientes es muy inusual y no se comprende bien", señala Gao.

   En el estudio de Rutgers-Newark, los científicos descubrieron que la lisozima secretada por las células de Paneth ubicadas en el colon inhibe el crecimiento de ciertas especies bacterianas y provoca un desequilibrio en el microbioma intestinal que conduce a la inflamación intestinal.

   En individuos sanos que tienen una producción normal de lisozima intestinal, estas bacterias prosperan permitiendo una respuesta inmune individual que previene la colitis.

   "Este delicado equilibrio se logra y se mantiene mediante una interacción constante entre nuestro cuerpo y los microorganismos comensales que juegan un papel significativo en la digestión, el metabolismo y el sistema inmunológico", explica Gao.