Publicado 13/01/2021 07:03CET

Salud.-Controlar la rigidez del tejido cerca de la tiroides del paciente mientras canta puede ayudar a detectar un tumor

TIROIDES
TIROIDES - ANNASHOU - Archivo

MADRID, 13 Ene. (EUROPA PRESS) -

Cantar puede ser una opción no invasiva de próxima generación para determinar la salud de la tiroides de un paciente. Una nueva investigación ha comprobado que controlar la rigidez del tejido cerca de la tiroides de un paciente mientras canta una nota puede permitir a los profesionales médicos determinar la presencia de un tumor, según publican en la revista 'Applied Physics Letters'.

Por lo general, se usa una aguja fina para detectar la presencia de un tumor en la tiroides, que afecta con mayor frecuencia a niños y mujeres más jóvenes. Sin embargo, este método solo puede detectar alrededor del 5% de los cánceres de tiroides.

Investigadores de la Université de Tours, el Centre Hospitalier Universitaire de Dijon-Bourgogne y la Université Bourgogne Franche-Comté, en Francia sugieren esta nueva opción más simple, cantando.

"El desarrollo de métodos no invasivos reduciría el estrés de los pacientes durante sus exámenes médicos --explica Steve Beuve, uno de los autores--. Y tener que cantar durante un examen médico tal vez pueda ayudar a liberar algo de la tensión nerviosa aún más".

Cuando una persona canta, las vibraciones de su voz crean ondas en el tejido cerca del tracto vocal llamadas ondas de corte. Si hay un tumor en la tiroides, la elasticidad del tejido circundante aumenta, se endurece y hace que las ondas de corte se aceleren.

Usando imágenes de ultrasonido para medir la velocidad de estas ondas, los investigadores pueden determinar la elasticidad del tejido tiroideo. Este método, que los autores llaman elastografía pasiva vocal, es una extensión de la elastografía pasiva, una técnica de seguimiento de propagación de ondas transversales utilizada en sismología.

"La propagación de ondas de corte nos da información sobre las propiedades mecánicas de los tejidos blandos", añade Beuve.

Debido a que la elasticidad de los tejidos biológicos depende de la velocidad de las ondas de corte, al pedirle a un voluntario que cante y mantenga un sonido "eeee" a 150 hercios, aproximadamente la frecuencia de D3, el grupo pudo caracterizar la tiroides y encontrar cualquier anomalía de áreas rígidas.

Un beneficio clave del V-PE es lo rápido y fácil que es. No requiere equipo especializado o complejo agregado al escáner de ultrasonido y solo necesita alrededor de un segundo de adquisición de datos para completarse. Analizar los datos es el paso más largo, pero un programa de computadora que desarrolló el equipo hace el cálculo automáticamente.

El grupo está trabajando para mejorar la facilidad de uso de la interfaz de la computadora y potencialmente expandir el V-PE para incluir otras áreas cercanas al tracto vocal, como el cerebro.

"Queremos cooperar con los médicos para proponer protocolos para verificar la relevancia de la elasticidad como biomarcador de patógenos", resalta Beuve.