Publicado 12/11/2020 07:37CET

Salud.-Las imágenes de diagnóstico pueden aumentar el riesgo de cáncer testicular

Máquina de hospital, Rayos X
Máquina de hospital, Rayos X - PIXABAY/HOMEBASEMARKETING - Archivo

MADRID, 12 Nov. (EUROPA PRESS) -

Las exposiciones tempranas o repetidas a diagnóstico por imágenes, como rayos X y tomografías computarizadas, puede aumentar el riesgo de cáncer testicular, según sugiere un nuevo estudio de investigadores de Penn Medicine publicado en línea en 'PLoS ONE'.

"El aumento constante de los casos de tumores de células germinativas testiculares (TGCT) durante las últimas tres o cuatro décadas sugiere que existe un riesgo de exposición ambiental en juego, pero nunca se ha identificado ningún factor de riesgo definitivo", apunta la autora principal Katherine L. Nathanson, subdirectora del Abramson Cancer Center de Penn y profesora Pearl Basser de Investigación relacionada con BRCA en la Facultad de Medicina Perelman de la Universidad de Pensilvania.

"Nuestros datos sugieren que el mayor uso de radiación de diagnóstico por debajo de la cintura en los hombres durante ese mismo tiempo puede contribuir al aumento de la incidencia", resalta.

Kevin Nead, quien realizó el estudio mientras estaba en el departamento de Oncología Radioterápica de Penn y ahora está en el MD Anderson Cancer Center, es el autor principal.

La radiación es un factor de riesgo conocido de cáncer debido a su capacidad para dañar el ADN. Cuando las células no pueden reparar adecuadamente el ADN dañado, pueden producirse mutaciones genéticas que causan cáncer.

El TGCT es el cáncer más común en los Estados Unidos y Europa en hombres entre las edades de 15 y 45. La tasa de incidencia ha aumentado de aproximadamente tres de cada 100.000 hombres en 1975 a seis de cada 100.000 en la actualidad. Cerca de 9.500 casos serán diagnosticados a fines de 2020.

Los estudios sobre el papel que puede desempeñar la radiación de diagnóstico, en particular las tomografías computarizadas, en la TGCT han sido limitados. Los informes anteriores se han basado en la exposición ocupacional, incluidos los trabajadores militares y nucleares, no en los pacientes que reciben radiación de diagnóstico como parte de la atención clínica, y ningún estudio reciente ha evaluado el impacto de la radiación de diagnóstico.

En esta última investigación, los autores realizaron un estudio observacional de 1.246 hombres de entre 18 y 55 años con y sin cáncer testicular en Penn Medicine.

Se invitó a los participantes a completar un cuestionario que obtuvo información sobre los factores de riesgo conocidos y presuntos para el cáncer de testículo y las imágenes de diagnóstico durante su vida, incluida la ubicación en el cuerpo y el número de exposiciones, antes de su diagnóstico. También se recogieron muestras de tumores.

Después de ajustar los riesgos conocidos de cáncer de testículo, que incluyen criptorquidia y antecedentes familiares, raza, edad y otros factores, los investigadores encontraron que había un aumento estadísticamente significativo en el riesgo de cáncer de testículo entre los que informaron al menos tres exposiciones a rayos X, incluyendo una radiografía de colon y una tomografía computarizada por debajo de la cintura, en comparación con los hombres sin tal exposición.

Las personas con tres o más exposiciones a la radiación de diagnóstico tenían un 59 por ciento más de riesgo de tener TGCT en comparación con las personas sin exposición a la radiación de diagnóstico. El riesgo también fue elevado para las personas expuestas a la radiación de diagnóstico durante la primera década de su vida, en comparación con las personas expuestas por primera vez a los 18 años o después.

"Si se validan nuestros resultados, se deben considerar los esfuerzos para reducir la exposición testicular médicamente innecesaria y evitable, en parte a través de esfuerzos para reducir la dosis de radiación y optimizar las prácticas de protección cuando sea apropiado", escriben los autores.

Contador