Publicado 16/12/2020 20:46CET

Argentina.- El PIB de Argentina rebota un 12,8% en el tercer trimestre, pero cae un 10,2% en tasa interanual

Un hombre con mascarilla por el coronavirus en una calle de Buenos Aires
Un hombre con mascarilla por el coronavirus en una calle de Buenos Aires - Claudio Santisteban/ZUMA Wire/dp / DPA - Archivo

MADRID, 16 Dic. (EUROPA PRESS) -

El Producto Interior Bruto (PIB) de Argentina rebotó un 12,8 por ciento en el tercer trimestre con respecto al trimestre anterior, pero registró una contracción del 10,2 por ciento en comparación con el mismo periodo del año anterior, según datos del Instituto Nacional de Estadística y Censos (Indec) publicados este miércoles.

Los datos se enmarcan en la coyuntura derivada de la crisis sanitaria del coronavirus, que ha afectado a Argentina de manera significativa tanto en materia sanitaria como económica.

Entre enero y septiembre, el PIB de Argentina cayó un 11,8 por ciento en comparación con el año anterior. Las previsiones de la Comisión Económica para América Latina y el Caribe (Cepal) de Naciones Unidas para la economía argentina este año apuntan a una contracción del 10,5 por ciento.

Los datos publicados este miércoles suponen la continuación de una recesión que el país arrastra desde el tercer trimestre de 2019.

La caída interanual supone una mejor que lectura que la del trimestre anterior, cuando la economía sudamericana cayó un 19,1 por ciento con respecto a 2019.

De los 16 sectores analizados por el Indec, 14 registraron disminución de su actividad durante el tercer trimestre, un dato negativo que sin embargo mejora al del segundo trimestre, cuando todos los sectores registraron descensos en su actividad.

Por sectores, los que más se contrajeron con respecto a 2019 fueron los hoteles y restaurantes (-61,5 por ciento), las actividades de servicios comunitarios, sociales y personales (-53,8 por ciento), el transporte y telecomunicaciones (-21,7 por ciento) y las actividades de servicios domésticos en hogares privados (-16,8 por ciento).

En comparación con el segundo trimestre, las actividades de hoteles y restaurantes mejoraron en casi 12 puntos porcentuales, mientras que las actividades de servicios comunitarios, social y personales mejoraron en 13,9 puntos porcentuales.

En contraposición, los sectores de electricidad, gas y agua (2,3 por ciento) e intermediación financiera (4,6 por ciento) registraron alzas en comparación con 2019.

En comparación interanual, el consumo privado se contrajo un 14,7 por ciento, mientras que la formación bruta de capital fijo cayó un 10,3 por ciento. A su vez, las exportaciones e importaciones sufrieron caídas del 17 por ciento y del 22 por ciento, respectivamente.

En la variación trimestral, los datos mostraron un comportamiento completamente diferente, ya que el consumo privado creció un 10,2 por ciento, la formación bruta de capital fijo se incrementó hasta un 42,9 por ciento y las importaciones subieron un 10,9 por ciento. Solo las exportaciones mostraron un desempeño negativo, al caer un 1,4 por ciento.