Actualizado 13/11/2006 15:04:11 +00:00 CET

Brasil.- 'Lula' sabe que el 'populismo económico' es una mala opción, según economista brasileño

Según Coutinho, el presidente no va a abandonar la responsabilidad fiscal y va a trabajar para aumentar la confianza de los inversores privados

MADRID, 13 Nov. (EUROPA PRESS) -

El presidente de Brasil, Luis Ignacio 'Lula' da Silva, es consciente de que "el populismo es una mala opción", por lo que trajará por un "perfeccionamiento de la política económica", sin abandonar la responsabilidad fiscal, según explicó en declaraciones a Europa Press, el economista brasileño Luciano Coutinho.

El economista --catedrático del Instituto de Economía de la Universidad de Campinas-- indicó que este "perfeccionamiento" no significa que 'Lula' vaya a "abandonar la responsabilidad fiscal y hacer una política populista". Según el economista, el presidente "no está satisfecho" con el crecimiento de la economía brasileña y "quiere más".

En este sentido, Coutinho señaló que el presidente "sabe de la necesidad de fortalecer las finanzas públicas y el ahorro público", ya que el sector público "es clave no por su volumen de inversiones, sino para disminuir el riesgo asociado a la inversión privada". Según el economista, 'Lula' deberá "movilizar" la confianza "para que el sector privado tenga el rol principal de reanudar las inversiones".

"El presidente está muy motivado y es muy consciente de la necesidad de crear confianza en el sector privado, clave para un ciclo de crecimiento", explicó el economista, que se reunió hace unos días con 'Lula' en el Planalto, sede del Gobierno brasileño.

PRIMER MANDATO "ESPECTACULAR"

Para Coutinho, 'Lula' consiguió un resultado "verdaderamente espectacular" durante su primer mandato en lo que a la economía se refiere, aunque "el crecimiento no fue tan fuerte" como se hubiera deseado.

Así, destacó que 'Lula' se encontró una economía "muy problemática" cuando llegó al Gobierno en 2002, con una "situación de alta vulnerabilidad de sus cuentas externas, una deuda externa alta, con una situación de déficit en su cuenta corriente y una alta vulnerabilidad". "La situación hoy en día es incomparable cuando se mira cuatro años atrás", aseguró.

No obstante, indicó que en lo que respecta a la deuda interna, "hubo un avance pero no fue un avance suficiente". "Hay problemas todavía en el campo de las finanzas públicas. Brasil tiene hoy día una carga tributaria total sobre el PIB muy alta para un país en desarrollo y la capacidad de ahorro público es muy baja", señaló

Según Coutinho, estos "retos" suponen la necesidad de que 'Lula' se haga con los apoyos políticos suficientes para llevar a cabo una reforma fiscal y una mejora de la gestión pública para incrementar las inversiones especialmente en el campo de las infraestructuras y crear un clima de confianza en el sector privado.

En lo que respecta al ahorro público, Coutinho se refirió a la necesidad de "disminuir el gasto improductivo" para poder aumentar las inversiones. "Hay que disminuir el gasto corriente que no es inversión", sentenció. No obstante, indicó que esto "no se puede hacer de manera violenta". "'Lula' no quiere imponer sacrificios a los pobres", aseguró.

En este sentido, aseguró que el presidente tiene el objetivo de "perfeccionar" el programa social más popular durante su Gobierno, el Bolsa Familia, aunque "no necesariamente" será ampliado. Según Coutinho, se tratará de "crear oportunidades de empleo" para que las familias puedan salir del Bolsa Familia.

Por otra parte, el economista consideró que Brasil deberá hacer un "esfuerzo en la intensificación de las relaciones" con potencias como Estados Unidos y la Unión Europea", ya que éstas se encuentran en un nivel "por debajo de lo deseable", aunque agregó que "no ve un cambio radical en la política externa y comercial" del país. "No creo que Brasil vaya a abandonar su política con América del Sur", agregó.

En este sentido, respecto a la dicotomía entre una integración regional, junto a los Gobiernos de Venezuela, Bolivia y Argentina, frente a una global, con México, Colombia, Perú y Chile, entre otros, Coutinho consideró que "no es incompatible".

No obstante, señaló que "si este es un ciclo de crecimiento más fuerte es casi intuitivo que las relaciones con sistemas más desarrollados sean más fuertes".

CORRUPCIÓN

Por otra parte, el economista subrayó que las recientes crisis de corrupción en el sistema político "no han afectado prácticamente a la economía", lo que demuestra, según Coutinho, que Brasil está alcanzando un "madurez institucional muy notable".

No obstante, se refirió a la necesidad de una reforma política que "moralice" la política brasileña, con reglas "mucho más blindadas", ya que el sistema actual "casi facilita" la corrupción. Asimismo, destacó el papel desempeñado por la Policía Federal, que ha permitido descubrir un gran número de casos de corrupción.

Coutinho, que fue secretario de Estado de Ciencia y Tecnología de Brasil entre 1985 y 1988, descartó los rumores sobre su posible incorporación al Ejecutivo de 'Lula', asegurando que el presidente no le invitó a ningún cargo.

Lo más leído

  1. 1

    Venezuela.- Las cifras del éxodo venezolano

  2. 2

    Venezuela.- Ecuador reclama un verdadero apoyo internacional a los migrantes venezolanos ante la conferencia de donantes

  3. 3

    México/EEUU.- López Obrador confirma el hallazgo de un 'narcotúnel' hacia EEUU y destaca la cooperación bilateral

  4. 4

    Coronavirus.- "Etnocidio por omisión", la amenaza que se cierne sobre los pueblos indígenas durante la pandemia

  5. 5

    AMP.- Venezuela.- Venezuela anuncia la "captura" de un presunto nuevo implicado en la 'Operación Gedeón'