La constructora Odebrecht reconoce el pago de sobornos por más de mil millones en 12 países

Actualizado 22/12/2016 23:00:37 CET
Odebrecht
REUTERS

   BRASILIA, 22 Dic. (Notimérica) -

   La constructora brasileña Odebrecht y su filial petroquímico, Braskem, admitieron mediante un acuerdo de delación compensada firmado con autoridades estadounidenses, que pagaron más de mil millones en sobornos a funcionarios y representantes de partidos políticos de 12 países, entre los que se encuentran países latinoamericanos como Perú o Argentina.

   De acuerdo con documentos divulgados este miércoles por el Departamento de Justicia de Estados Unidos, representantes de Odebrecht reconocieron el pago de sobornos por 788 millones de dólares desde el 2001, mientras que Braskem admitió haber pagado 250 millones en sobornos entre 2014 y 2016, tal y como recoge la agencia brasileña 'EBC'.

   Una compleja trama corrupta que fue descubierta en la 'Operación Lava Jato', el grupo operativo de la Fiscalía brasileña que investiga desde hace más de dos años una megatrama de Petrobras.

   Esta confesión, realizada en Estados Unidos, forma parte de un acuerdo de lenidad --confesión a cambio de reducción de castigo-- en el que participan los Gobiernos norteamericano, suizo y brasileño, y prevé el pago total de 3.500 millones de dólares para que Odebrecht y Braskem se libren de las acusaciones judiciales en los tres países

   En el acuerdo de culpabilidad publicado por Estados Unidos, se indica que en 2006 el esquema de pago de sobornos dentro de la constructora evolucionó de tal manera que Odebrecht creó una sección exclusiva para gestionar el pago de sobornos.

   "Odebrecht y Braskem utilizaron una unidad de negocios de Odebrecht --una suerte de oficina de sobornos--, que pagó sistemáticamente cientos de millones de dólares a funcionarios del gobierno de países en tres continentes", señaló el subsecretario adjunto del Departamento de Justicia de EE.UU, Sung-Hee Suh.

   En la llamada "División de Operaciones Estructuradas", ejecutivos de la compañía gestionaban el "presupuesto fantasma", utilizado para pagar sobornos y coimas en hasta 12 pañises.

   Hasta 2009, el jefe de esa división rendía cuentas a los más altos ejecutivos de Odebrecht, incluso para autorizar el pago de sobornos. Después de 2009, la constructora delegó la responsabilidad de esa área a otras empresas de negocio en Brasil y en otras jurisdicciones.

   Para ocultar las actividades fraudulentas, la División de Operaciones Estructuradas utilizaba un sistema de comunicaciones "totalmente independiente" y "off the books", que permitía a sus miembros comunicarse entre sí y con operadores financieros externos con total seguridad por medio de correos electrónicos y mensajes instantáneos, utilizando nombres codificados y contraseñas.

   Braskem, a su vez, usando el sistema de Odebrecht, autorizó el pago de sobornos a políticos y partidos políticos en Brasil, así como a empleados de Petrobras, a cambio de ventajas indebidas como tarifas preferenciales para la compra de materias primas y una legislación más favorable a sus intereses.

LOS PAÍSES IMPLICADOS 

   El documento del Departamento de Justicia describe el pago a cada país. Tras Brasil, enprimer lugar de esta lista aparece Venezuela, donde Odebrecht habría abonado cerca de 98 millones en sobornos para obtener contratos públicos. Este es el listado completo:

   Brasil: 599 millones de dólares entre 2003 y 2016.

   Venezuela: 98 millones de dólares entre 2006 y 2015.

   República Dominicana: 92 millones de dólares por contratos por 162 millones.

   Panamá: 59 millones de dólares entre 2010 y 2014 por contratos de 175 millones.

   Angola: 50 millones de dólares entre 2006 y 2013 por contratos por 261,7 millones.

   Argentina: 35 millones por contratos de 278 millones de dólares en el período 2007 – 2014.

   Ecuador: 33,5 millones de dólares entre 2007 y 2016 por contratos de 116 millones.

   Perú: 29 millones de dólares en el período 2005 – 2014 por contratos dde 143 millones.

   Guatemala: 18 millones de dólares entre 2013 y 2015 por contratos de 34 millones.

   Colombia: 11 millones de dólares entre 2009 y 2014 por contratos por 59 millones.

   México: 10,5 millones de dólares entre 2010 y 2014 por 39 millones en contratos.

   Mozambique: 900.000 dólares de 2011 a 2014.