Ecuador.- El Gobierno revisará los contratos con las petroleras extranjeras, incluida Repsol YPF

Actualizado 29/03/2006 22:18:32 CET

QUITO, 29 Mar. (EUROPA PRESS) -

El Gobierno ecuatoriano revisará los contratos del Estado con las empresas petroleras extranjeras presentes en el país andino, incluida la hispano-argentina Repsol YPF, para equilibrar el reparto de las ganancias extraordinarias derivadas de los altos precios del crudo en los mercados internacionales.

"La renegociación de los contratos es una necesidad del Gobierno y de las empresas (...) y el espíritu es recuperar la equidad en cuanto a la explotación petrolera para el Estado", afirmó hoy el ministro de Economía, Rodrigo Borja, en declaraciones a la prensa local recogidas por Europa Press.

El ministro es el principal impulsor de la reforma a la Ley de Hidrocarburos, que busca imponer el Gobierno de Alfredo Palacios a través de su aprobación en el Congreso, y básicamente contiene el espíritu de la equidad sobre la explotación petrolera que llevan adelante las compañías extranjeras.

"Los términos del envío son que el Estado ecuatoriano participa con el 50% en el margen superior al precio de referencia de los contratos", explicó el ministro, para quien esta revisión es "tanto o más importante" que la firma el Tratado de Libre Comercio con Estados Unidos.

La Comisión Económica del Congreso de la República presentó esta mañana el documento para el debate definitivo sobre el proyecto de reforma a la Ley de Hidrocarburos, según informó su presidente, Jorge Sánchez, quien precisó que el texto contempla cambiar los porcentajes de las ganancias extraordinarias conseguidas por las petroleras.

OCCIDENTAL Y REPSOL YPF.

La estadounidense Occidental Petroleum y Repsol YPF son las dos petroleras extranjeras con mayor presencia en Ecuador y, en caso de que finalmente se aprobase la nueva ley deberían de pagar al Estado ecuatoriano un total de 300 millones de dólares (250 millones de euros).

Al ser consultado sobre el supuesto tratamiento igualitario, tanto para las grandes compañías como las pequeñas, Borja aclaró que no es para todas. "Es únicamente para los contratos de participación y ahí se puede igualar a todos en el margen. Se aplica desde hoy hacia el futuro, no desde hoy hacia atrás los contratos futuros", aseguró.

Sobre las reformas que buscan introducir la Comisión Económica del Congreso a la reforma de la Ley de Hidrocarburos, el ministro dijo estar de acuerdo, tras revisar los cambios que buscan ejecutarla. "He tenido acceso ayer a las reformas y me parecen que eso facilita la redacción del proyecto y facilita su aplicación", sentenció.

Las condiciones iniciales de los contratos suscritos en la década pasada fijaban los precios referenciales de cada barril de crudo en torno a 15 dólares, cifra que garantizaba a las empresas utilidades razonables, pero actualmente los precios del petróleo están sobre los 60 dólares el barril.

En este sentido, el ministro recordó que entre 2003 y 2005 el Estado dejó de percibir 731 millones de dólares en concepto de utilidades no esperadas con un precio de referencia de 39 dólares. De hecho, resaltó que la actividad petrolera en Ecuador es un "excelente" negocio.