Publicado 08/07/2021 14:39CET

Estados Unidos.- Google, demandada en EEUU por monopolio con su tienda de aplicaciones

Archivo - Logo de Google
Archivo - Logo de Google - PAWEL CZERWINSKI / UNSPLASH - Archivo

MADRID, 8 Jul. (EUROPA PRESS) -

Una coalición de 37 fiscales de generales en Estados Unidos ha presentado este jueves una demanda contra Google en California por supuesta conducta monopolística en relación con su tienda de aplicaciones (Google Play Store), según han informado en un comunicado.

La demanda está liderada por el fiscal general de Utah. A ella se han sumado los fiscales generales de otros 35 estados del país, además del de Washington DC.

"El monopolio de Google es una amenaza para el mercado. Google Play no es justo. Google debe ser fiscalizada por dañar a pequeñas empresas y consumidores. Debe dejar de usar su poder monopolístico y posición de mercado hiperdominante para captar miles de millones de dólares de pymes, competidores y consumidores por encima de lo que deberían pagar", ha subrayado el fiscal general de Utah, Sean Reyes.

Esta nueva demanda acusa a Google de haber usado su posición dominante para restringir de forma injusta la competencia con Google Play Store. La denuncia argumenta que la tecnología vendió en un origen Android como un sistema "abierto", provocando que los fabricantes lo usaran y no compitieran con Google Play en ese momento. Según la demanda, una vez que Google tuvo una "masa crítica" de usuarios, empezó a cerrar el ecosistema Android.

En concreto, los fiscales generales acusan al gigante de imponer barreras técnicas que evitan que los usuarios puedan instalar aplicaciones fuera de la Play Store. También aseguran que la empresa obliga a los fabricantes de dispositivos a firmar acuerdos para evitar que desarrollen versiones de Android que se desvíen de la versión certificada por Google.

La empresa también obliga a que todas sus aplicaciones estén preinstaladas en los dispositivos móviles y dispongan de un lugar central en las pantallas.

En último lugar, los fiscales acusan a Google de obligar a los desarrolladores a usar su pasarela de pago obligatoriamente si distribuyen sus aplicaciones a través de Play Store. Según os fiscales, esto permite a Google "extraer una comisión de procesamiento exorbitante del 30%".

En un post en su blog corporativo, Google ha rechazado las acusaciones, afirmando que la demanda "ignora" las opciones que se dan a desarrolladores y usuarios tanto en el sistema operativo como en la tienda de aplicaciones.

La compañía considera que la demanda de los fiscales es idéntica a la de Epic Games, quien según Google se ha beneficiado de la apertura de Android al distribuir Fortnite fuera de Google Play Store.

Contador