Guatemala.- Los afectados por la intervención de Bancafé pueden retirar sus fondos a partir de este jueves

Actualizado 23/10/2006 15:31:21 CET

CIUDAD DE GUATEMALA, 23 Oct. (EUROPA PRESS) -

Los afectados por la intervención de Bancafé podrán retirar sus fondos, ahora congelados, a partir de este jueves. Las devoluciones se harán mediante otras cinco entidades financieras del sistema. Así lo confirmó el superintendente de bancos de Guatemala, Willi Zapata, después de que la Junta Monetaria de Guatemala (JMG) anunciara la intervención del Banco del Café.

La entidad bancaria había sido ya amonestada en cuatro ocasiones por prestar más dinero del permitido a una filial en Barbados para superar la quiebra de la corredora de acciones estadounidense Refco.

Bancafé es el cuarto banco en importancia en el país. Esta es la primera suspensión financiera que se produce en el país desde que en 2002 se aprobara la Ley de Bancos y Grupos Financieros.

"Se dio como resultado de cuatro incumplimientos a la ley, que dice que no se puede prestar más del 15 por ciento de patrimonio a otro miembro del grupo financiero, en este caso habían prestado más del 15 por ciento a Bancafé International Bank", dijo ayer el superintendente, Willi Zapata, sobre las transferencias que hacía Bancafé Guatemala a su filial en Barbados.

Aunque la ley exige que Gobierno cubra un mínimo 20.000 quetzales (unos 2.072 euros) de las cuentas de ahorro, Zapata confirmó que el Fondo de Protección al Ahorrante cubrirá el 100% de todos los depósitos del banco.

Los depósitos podrán ser retirados a partir del próximo jueves, cuando termine el proceso de transición para que cinco bancos se hagan cargo del millón de clientes de Bancafé.

"Se les amonestó una, dos y tres veces. Luego se les obligó a hacer un plan de estabilización y al no ajustarse a éste, la Superintendencia de Bancos asume que no lo hacen porque no pueden, no están en capacidad", añadió Zapata.

Bancafé International Bank tuvo pérdidas cuando, en octubre se descubrió que Refco había escondido a sus accionistas y las entidades reguladoras en Estados Unidos deudas por 430 millones de dólares (342,5 millones de euros).

La entidad financiera encargó a la corredora estadounidense la custodia de 204 millones de dólares y al declararse ésta en bancarrota los fondos quedaron congelados en arreglo a las leyes de Estados Unidos.

La congelación de los 204 millones de dólares (162,52 millones de euros) provocó pérdidas a la sucursal en Barbados. Bancafé Guatemala comenzó a prestar dinero a Bancafé International Bank hasta que la cifra sobrepasó el 15% del patrimonio del Grupo Financiero del País, del que ambas son parte.

Según Zapata, los consumidores y la prensa debían haberse enterado de la situación del banco ya que cada amonestación iba acompañada de una multa y esto era publicado en los informes financieros mensuales que los bancos están obligados a divulgar.

Zapata aseguró que el Fondo de Protección al Ahorro (Fopa) dispone de 1.600 millones de queztales para responder por los ahorros de los clientes de Bancafé y, estimó que no será necesario utilizar todos los fondos. "Si uno lee que son tres sanciones consecutivas, tiene que saber que la próxima y no es multa, es intervención", añadió.

La presidenta del Banco de Guatemala (Banguat) y de la JMG, María Antonieta del Cid de Bonilla explicó que una Junta de Exclusión de Activos y Pasivos será la encargada de trasladar los recursos a otros bancos, para la devolución a sus clientes. Zapata concluyó que hasta el jueves los clientes de Bancafé no podrán retirar sus fondos.