Publicado 10/06/2021 13:06CET

JBS pagó 9 millones de euros a unos 'hackers' para resolver el ciberataque

Archivo - Participant hold their laptops in front of an illuminated wall at the annual Chaos Computer Club (CCC) computer hackers' congress, called 29C3, on December 28, 2012 in Hamburg, Germany.
Archivo - Participant hold their laptops in front of an illuminated wall at the annual Chaos Computer Club (CCC) computer hackers' congress, called 29C3, on December 28, 2012 in Hamburg, Germany. - PATRICK LUX - Archivo

MADRID, 10 Jun. (EUROPA PRESS) -

JBS ha afirmado que tuvo que pagar un rescate de 11 millones de dólares (9 millones de euros) a unos 'hackers' para poder resolver el ciberataque que la compañía sufrió la semana pasada y que detuvo parte de sus operaciones en Estados Unidos, Canadá y Australia, según ha informado en un comunicado.

La empresa ha explicado en el momento del pago del rescate, la mayoría de sus plantas estaban operativas. Sin embargo, profesionales tecnológicos internos y expertos terceros en ciberseguridad recomendaron a la compañía mitigar cualquier imprevisto relacionado con el ataque y asegurar que ningún dato fuera filtrado.

"Fue una decisión muy difícil de realizar para nuestra empresa y para mi personalmente", ha señalado el consejero delegado de JBS USA, Andre Nogueira. "Sin embargo, creemos que esta decisión tuvo que realizarse para prevenir cualquier riesgo potencial para nuestros clientes", ha apostillado.

El FBI está investigando el caso y ha afirmado a la empresa que se trata de "uno de los más especializados y sofisticados grupos de cibercriminales en el mundo" ubicado en Rusia.

De hecho, hace una semana el presidente de Estados Unidos, Joe Biden, señaló estar estudiando la posibilidad de tomar represalias contra el Gobierno ruso por el ciberataque registrado contra la mayor productora de carne a nivel mundial.

En mayo, el presidente de Estados Unidos firmó una orden ejecutiva para mejorar la ciberseguridad estadounidense tras el ataque informático perpetrado contra el oleoducto Colonial.

JBS USA ha remarcado que desde el inicio del incidente ha mantenido comunicaciones constantes con oficiales del Gobierno estadounidense. Las investigaciones todavía prosiguen y no se ha realizado ninguna conclusión final hasta la fecha. Los resultados de investigaciones preliminares confirmaron que ningún dato de la compañía ni ninguno de sus clientes o trabajadores se vio comprometido con el caso.

Por último, el grupo ha detallado que al año gasta más de 200 millones de dólares (165 millones de euros) en IT y da empleo a más de 850 personas dentro de este sector a nivel global.

Contador