México.- Iberdrola Ingeniería construirá en México un parque eólico por 80 millones de euros

Actualizado 28/05/2010 15:14:39 CET

MADRID, 28 May. (EUROPA PRESS) -

Iberdrola Ingeniería se ha adjudicado la construcción del parque eólico mexicano de Piedra Larga, en el Estado de Oaxaca, por un importe de 99 millones de dólares (80 millones de euros), anunció hoy la compañía.

La instalación de este complejo eólico se convertirá en uno de los mayores proyectos de eólica del país norteamericano, ya que el nuevo parque alcanzará una potencia de 228 megavatios (MW).

La filial de Iberdrola, que consolida con este contrato su posición de liderazgo en el ámbito de la construcción de este tipo de instalaciones en México, es el socio principal del consorcio que acometerá los trabajos, en el que también participa, con el 49,7%, la empresa Global Energy Services México (GES).

La ejecución de este proyecto llave en mano, que ambas compañías llevarán a cabo por encargo de Gesa Eólica México, incluye los trabajos de ingeniería y la obra civil, así como la instalación de los aerogeneradores y del resto de las infraestructuras necesarias, la red de media tensión o los centros de transformación. Junto a esto, el consorcio se ocupará de la operación y mantenimiento del parque durante el período de garantía.

La instalación eólica de Piedra Larga, situada en el término municipal de Unión Hidalgo, se va a desarrollar en dos fases. La primera, cuya culminación está prevista para mediados de marzo del próximo año, contempla la construcción de 90 MW. La segunda, durante la que se pondrán en marcha los 138 MW restantes, deberá estar finalizada un año más tarde, el 15 de marzo de 2012.

Iberdrola Ingeniería ya ha construido dos parques eólicos en México, los de La Venta II, de 83,3 MW de capacidad, y La Ventosa, de 80 MW, y está desarrollando un tercero, el de La Venta III, que contará con 102,85 MW.

La compañía también se ha hecho cargo en los últimos años de proyectos en el área de las redes de distribución en México, entre los que destaca la adjudicación, a mediados de 2009, de su mayor contrato en el país, de 160 millones de dólares (130 millones de euros), mediante el que ampliará y modernizará las infraestructuras eléctricas de los Estados de Veracruz y Chiapas.