Publicado 28/05/2020 15:03CET

México.- López Obrador respeta, pero no comparte, las proyecciones económicas del Banco de México

El presidente de México, Andrés Manuel López Obrador
El presidente de México, Andrés Manuel López Obrador - Javier Lira/NOTIMEX/dpa

MADRID, 28 May. (EUROPA PRESS) -

El presidente de México, Andrés Manuel López Obrador, ha indicado que respeta, pero no comparte, las proyecciones macroeconómicas realizadas por el Banco de México, que estima una contracción del Producto Interior Bruto (PIB) del país de hasta el 8,8% en 2020.

"Somos muy respetuosos de la autonomía del Banco de México, pero desde luego no coincidimos con sus proyecciones. Nosotros pensamos que nos vamos a recuperar pronto", ha asegurado el mandatario.

Por otro lado, el dirigente ha resaltado que desde que su Gobierno está en activo la depreciación del peso mexicano nunca sobrepasó el 10%. "No canto victoria todavía, toco madera, pero desde que estamos en el Gobierno, a pesar de la pandemia y de la crisis mundial, la depreciación del peso solo es del 10%, cuando antes se ubicaba en más de un 20% y un 25%", ha indicado.

López Obrador también ha reconocido que México ha sufrido la fuga de capitales como consecuencia de la crisis del Covid, ya que, según el mandatario, los inversores buscan una "mayor protección para su dinero" y se alejan de los mercados emergentes para refugiarse en monedas como el dólar estadounidense o el yen japonés.

El instituto emisor azteca diseñó cuatro posibles escenarios sobre el impacto de la pandemia de Covid-19 en la economía del país. Así, en el caso de un impacto en V, el país sufriría una caída del PIB del 4,6% en 2020 y un crecimiento del 4% en 2021.

En un escenario hipotético de V profunda, los impactos sobre la actividad económica se volverían más intensos y se extenderían al tercer trimestre del año, para después comenzar a reactivarse hacia el cierre del año y a comienzos de 2021. En este escenario, la caída del PIB podría alcanzar un 8,8%, con un crecimiento del 4,1% en 2021.

El banco prevé también un escenario de U profunda en el que la debilidad de la actividad económica causada por el choque durante el primer semestre de 2020 se extendería durante el resto del año, seguido por una recuperación lenta durante 2021. En este contexto, el retroceso del PIB se situaría en el 8,3% en este año y conllevaría una contracción adicional del 0,5% en el PIB de 2021.

El PIB de México se contrajo un 2,2% durante el primer trimestre, según datos del Instituto Nacional de Estadística y Geografía (Inegi).