El riesgo por tormenta tropical en el Golfo de México paraliza la producción de varias petroleras estadounidenses

Publicado 10/07/2019 21:22:25CET
Plataforma petrolera
Plataforma petroleraEUROPA PRESS - Archivo

   WASHINGTON, 10 Jul. (Reuters/Notimérica) -

   La compañía petrolera Anadarko Petroleum se ha unido este miércoles a otras grandes petroleras globales en el cierre de sus operaciones mar adentro en el Golfo de México, en anticipación a la llegada de una tormenta tropical que podría impactar las plataformas energéticas y en los complejos de refinación de Estados Unidos.

   Los precios del petróleo ascendían hasta el 2,7 por ciento, ya que más compañías del área han suspendido la actividad y han evacuado a los trabajadores de las instalaciones de petróleo y gas.

   Por su parte, el Centro Nacional de Huracanes de Estados Unidos (CNH) ha señalado que este jueves podría formarse una tormenta tropical en el Atlántico que se trasladaría hacia la zona norte del Golfo de México, lo que generaría fuerte oleaje en varios estados, desde Luisiana hasta la costa de Texas.

   Al respecto, Anadarko Corp ha informado de que ha detenido la producción de crudo y gas y que ha evacuado a todos los trabajadores de sus cuatro instalaciones centrales en el Golfo de México. También ha informado del traslado de personal no esencial de sus plataformas situadas en el este del Golfo.

   La actividad en el puerto petrolero Louisiana Offshore --el único terminal marítimo de Estados Unidos donde pueden operar los grandes buques cargueros-- está siendo normal durante la jornada de hoy, de acuerdo a una portavoz.

    De acuerdo al portavoz Sid Barth, Marathon Petroleum Corp --el mayor complejo de refinerías de Estados Unidos-- ha informado que está siguiendo de cerca la tormenta, que podría llegar a tocar tierra en Luisiana, donde se encuentra la instalación de Garyville,

   En la misma línea están actuando las compañías Chevron Corp, Phillips 66, Exxon Mobil Corp y Royal Dutch Shell Plc, las cuales están preparadas para fuertes lluvias y vientos en sus refinerías en los estados de Luisiana, Misisipi y Texas.

   De hecho, Chevron ya ha cerrado operaciones en sus cinco plataformas en el Golfo y ha comenzado a evacuar a todos sus trabajadores de la zona, según ha anunciado la empresa.

   Mientras tanto, el gigante británico BP --el segundo mayor productor de crudo en el Golfo de México-- ha afirmado que suspenderá las operaciones en sus cuatro instalaciones mar adentro del área, que bombean más de 300.000 barriles de petróleo equivalente por día.

Contador

Para leer más