Alvarado a los trabajadores en huelga: "Estamos dispuestos al diálogo cuando cese el paro e impere un clima de paz"

El presidente electo de Costa Rica, Carlos Alvarado Quesada.
REUTERS / JOSE CABEZAS - Archivo
Actualizado 14/09/2018 8:25:07 CET

   SAN JOSÉ, 13 Sep. (Reuters/Notimérica) -

   El presidente de Costa Rica, Carlos Alvarado, pidió a los trabajadores públicos deponer la huelga que mantienen desde el pasado lunes para establecer un canal de diálogo.

   Desde principios de semana miles de empleados públicos sindicalizados realizan un paro indefinido en rechazo a una reforma tributaria que se discute en el Congreso y que consideran que afectará, en mayor medida, a las clases menos favorecidas y a los trabajadores estatales.

   "El gobierno de la República sigue abierto al diálogo, pero lo hará cuando cese la huelga e impere un clima de paz", señaló Alvarado a través de sus redes sociales.

   Decenas de miles de costarricenses marcharon este miércoles en San José, pero la manifestación se tornó violenta cuando un grupo, desacreditado más tarde por los huelguistas, intentó ingresar a la fuerza a los alrededores de la Asamblea Legislativa y se enfrentó con la policía.

   Por la noche, desconocidos incendiaron un camión y una torre de comunicaciones en Puerto Limón, una ciudad caribeña a unos 152 kilómetros al este de la capital. El martes, vándalos saquearon un supermercado en la misma ciudad y bloquearon la entrada a una planta refinadora de donde proviene el suministro de Gas Licuado de Petróleo (GLP) de uso doméstico.

   A pesar de que la huelga no ha golpeado gravemente los servicios de transporte ni comida, los hospitales públicos y los ministerios sufrían por la ausencia de personal, que se plegó a la huelga.

   La reforma fiscal tiene como principal iniciativa la conversión del impuesto de ventas del 13 por ciento a un Impuesto al Valor Agregado (IVA), con la misma tasa, pero que aumentará la cantidad de productos y servicios gravados.