Así fueron los últimos días de vida del fiscal Alberto Nisman

Actualizado 20/01/2015 21:19:52 CET
Alberto Nisman
Foto: REUTERS

BUENOS AIRES, 20 Ene. (Notimérica) -

   El fiscal Alberto Nisman, hallado muerto la madrugada del lunes con un tiro en la cabeza tras presentar una denuncia contra el Gobierno de Argentina en relación al caso AMIA, pasó la última semana de su vida centrado en la causa que había ocupado 14 años de su vida.

   Nisman comenzó el pasado miércoles a vivir de manera frenética. Había terminado de reunir las pruebas para presentar la solicitud de llamada a indagatoria a la presidenta de Argentina, Cristina Fernández de Kirchner, entre otros motivos, por encubrir supuestamente a los funcionarios del Gobierno iraní por el atentado de la AMIA, según contó el propio fiscal.

   Por ello, adelantó la vuelta de sus vacaciones, que disfrutaba con su hija de 15 años en Europa y que había planeado alargar hasta el 28 de enero.

   El fiscal regresó a su país y realizó el pedido para la imputación. A pesar de que llevaba 14 años investigando la causa de la AMIA no esperó a que volviera de sus vacaciones el juez natural de la causa, Ariel Lijo. Todo parecía indicar que Nisman tenía prisa.

   Sin embargo, Nisman no contó el motivo por el que estaba apurado y tras el anuncio de la presentación de la denuncia, muchos empezaron a cuestionar que la solicitud se basaba en escuchas de Inteligencia.

   En menos de una semana, el fiscal comenzó a acudir a todos los medios de televisión, radios y medios impresos. En programas como 'A dos voces' de TN dio algunos detalles de la acusación, y a las pocas horas la noticia ya circulaba por todo el país.

   Fue entonces cuando la comisión de Legislación Penal lo citó para informar sobre la petición de imputación, mientras que las diputadas de Unión PRO, Laura Alonso y Patricia Bullrich, precisaron que el encuentro en el Congreso se realizaría el lunes a las 15.00 (hora local).

   El viernes el juez Rodolfo Canicoba Corral dijo que no había autorizado las escuchas "sobre las personas que aparecen mencionadas en los medios". El magistrado criticó al fiscal por no haberlo puesto al corriente de la investigación que estaba llevando a cabo.

   El pasado 15 de enero, la jueza federal María Servini de Cubría, rechazó suspender el periodo de vacaciones judiciales a causa de Nisman, que contestó a través de los medios que le parecía lógico que esto ocurriera porque había presentado la extensa denuncia, pero no las pruebas porque, dijo, no había llegado a copiar toda la información en los CD que debía presentar.

   Por la tarde, el canciller, Héctor Timerman, encaró la que sería la primera conferencia de prensa en la que desestimó la denuncia. "Nisman investigó clandestinamente a la presidenta", señaló.

   Esa misma jornada, Timerman realizó una nueva conferencia de prensa en la que leyó un correo electrónico que le mandó el extitular de Interpol, donde quedaba reflejado que el Gobierno había insistido en que el memorandum realizado con Irán no afectara a las alertas rojas de la Interpol que pesaban sobre ciudadanos iraníes sospechosos de participar en el atentado del 18 de julio de 1994 contra la sede de la Asociación Mutual Israelita Argentina (AMIA) en Buenos Aires.

EL FIN DE SEMANA.

   Durante el fin de semana, la prensa argentina se ocupó de la denuncia de Nisman. Una de las últimas personas que vio al fiscal con vida fue un empleado de la Fiscalía especializada en el caso de la AMIA, según la fiscal Viviana Fein.

   Este colaborador, según él mismo dijo, fue quien le entregó el último sábado a Nisman el arma Bersa calibre 22 -registrada a su nombre- que encontraron debajo de su cuerpo y en el medio de un charco de sangre y que el propio fiscal, preocupado por su seguridad, le había pedido.

   El domingo el fiscal se encontraba leyendo el expediente y realizando los preparativos para la audiencia de la que iba a participar el lunes en el Congreso.

   Esa tarde habló dos veces por teléfono con Patricia Bullrich, presidenta de la comisión de Legislación Penal, quien convocó al encuentro.

   "Hablamos sobre cómo iba a ser la reunión. Fue una charla absolutamente normal. Estaba preocupado porque se garantizara lo que habíamos acordado de esta audiencia a raíz de los rumores del pedido de que fuera pública", dijo la diputada nacional de Unión Pro a Infojus Noticias.

   Nada más se sabe de las últimas horas del fiscal, que unas horas después fue encontrado muerto en su vivienda.

¿POR QUÉ NISMAN INTERRUMPIÓ SUS VACACIONES?

   Una de las incógnitas que rodea la muerte de Nisman es por qué el fiscal interrumpió las vacaciones que había planeado pasar con su hija en Europa hasta el 28 de enero.

   Al parecer, el fiscal no avisó a ninguno de sus compañeros de por qué regresaba antes de tiempo y el miércoles ya se encontraba realizando la denuncia que comenzaría a desencadenar todo el revuelo mediático.

   Esta misma pregunta la realizó este martes la mandataria argentina, que escribió: "¿Quién fue el que ordenó volver al país al fiscal (Alberto) Nisman el día 12 de enero, dejando inclusive a su pequeña hija sola en el aeropuerto de Barajas (Madrid), interrumpiendo vacaciones familiares y licencia en el trabajo que había comenzado el 1º de enero y que debían finalizar más allá del 20?", cuestionó la mandataria.

   La hipótesis que conlleva que Nisman interrumpiera su viaje es que ocurrió algo que no estaba en sus planes y que aceleró su vuelta para el domingo, día 12.

   Una pista importante para poder desentrañar la misteriosa muerte sería el testimonio de la hija del fiscal, a la que Nisman tendría que haber justificado de alguna manera dejar sola en su viaje por Europa.

   TE PUEDE INTERESAR...

   ¿Quién era el fiscal Alberto Nisman, que denunció a la presidenta argentina?

   La muerte del fiscal Alberto Nisman conmociona a Argentina y desata las dudas

   

Para leer más