Peña Nieto ofrece empleo y educación temporales y previo registro a los integrantes de la caravana de migrantes

Caravana de migrantes centroamericanos en Ciudad Hidalgo
REUTERS / UESLEI MARCELINO
Actualizado 26/10/2018 23:25:52 CET

   CIUDAD DE MÉXICO, 26 Oct. (EUROPA PRESS) -

   El presidente de México, Enrique Peña Nieto, ha anunciado este viernes que ofrecerá a los integrantes de la caravana de migrantes centroamericanos que se encuentran en México identificación, empleo y educación temporales siempre y cuando acepten registrarse ante las autoridades migratorias.

   El mandatario ha anunciado esta medida en el marco de una iniciativa llamada "Estás es tu casa", que da acceso a programas de empleo temporal, además de atención médica y escuelas para los menores de edad.

   "El plan", según el presidente, se aplicará en los estados de Chiapas y Oaxaca para aquellos que hayan solicitado su ingreso o refugio con el Instituto Nacional de Migración (INAMI).

   "México quiere proteger y apoyar a los migrantes. Para hacerlo, es necesario que regularicen su estancia en el país y cumplan con nuestras leyes", ha declarado el mandatario.

   "México es un país que ofrece oportunidades a quienes vivimos aquí. Recibir a quienes vienen de fuera nos enriquece", ha añadido.

   El pasado 13 de octubre unas 1.300 personas partieron de la ciudad hondureña de San Pedro Sula rumbo a Estados Unidos. Lograron superar Guatemala, aunque no sin dificultades porque varios migrantes, incluido uno de sus líderes, fueron detenidos, y el pasado viernes llegaban a la frontera con México sumando ya más de 7.000 personas.

   En la linde entre Guatemala y México se toparon con una valla metálica y un cordón policial, medidas de seguridad que normalmente no suelen estar. De acuerdo con el Gobierno mexicano y ACNUR, más de 7.000 personas cruzaron de forma ordenada, mientras que entre 2.000 y 3.000 se lanzaron a las aguas del río Suchiate, frontera natural.

   Una vez en Ciudad Hidalgo, la localidad mexicana más cercana a la frontera con Guatemala, la mayoría optó por permanecer a la intemperie por miedo a ser interceptados por las autoridades en los albergues habilitados para esta llegada masiva y ser deportados.

   Tras unos días de parón, los migrantes han reanudado en las últimas horas su camino y ahora se dirigen desde Huixtla hacia Escuintla, en Chiapas. Argelia Ramírez, una de los portavoces de la caravana, ha asegurado a Reuters que ya son 11.500. "La gente de México nos ha dado mucho más de lo que esperábamos", ha valorado.

   Un segundo grupo de unos 2.500 migrantes, la mayoría hondureños, partió el martes de Guatemala para unirse a sus compatriotas en México camino a Estados Unidos y en El Salvador se ha convocado por Facebook una tercera caravana que saldrá este domingo, según informa el diario mexicano 'El Universal'.

Contador