Actualizado 06/10/2015 19:21:18 +00:00 CET

Aumentan a 16 los muertos por las inundaciones de Carolina del Sur

   NUEVA YORK, 6 Oct. (Notimex/Notimérica) -

   Autoridades estadounidenses han anunciado este martes que 16 personas han muerto debido a las históricas inundaciones provocadas por las intensas lluvias que afectan al estado de Carolina del Sur y, en segundo lugar, a Carolina del Norte, en Estados Unidos, a la vez que han confesado que se temen mayores daños debido a que varias presas están cediendo.

   De acuerdo con declaraciones de funcionarios estatales, ocho personas han muerto ahogadas y seis más en accidentes de tráfico. Además, en Carolina del Norte se han registrado dos muertes más, atribuidas a las tormentas.

   Asimismo, el medio 'Fox 46' apunta a que existe una víctima más en Carolina del Sur, lo que incrementaría el número de muertes a 15 en dicho estado y a 17 en total.

   En una conferencia de prensa ofrecida este martes por la gobernadora de Carolina del Sur, Nikki Haley, se anunció que la mayor amenaza de las inundaciones está pasando de la región central a las zonas bajas, donde ciudades como Conway, Georgetown, Jamestown y Williamsburg, Horry y los condados de Florencia podrían estar en peligro.

   "Todavía estamos bajo oración", dijo Haley al señalar que las próximas 36 a 48 horas serán críticas, incluso si no está lloviendo.

   Haley indicó que el estado está trabajando con la Agencia Federal para el Manejo de Emergencias (FEMA) en los 46 condados para evaluar los daños. "Nuestro objetivo es salir de esta situación más fuertes de lo que éramos", agregó la gobernadora.

   Funcionarios de la agencia estatal de manejo de emergencias comunicaron que al menos nueve embalses, incluidos cinco en el condado Richland, han cedido ante la fuerza de las inundaciones.

   Haley informó de que unos 2.200 miembros de la Guardia Nacional trabajan en la causa, así como 1.400 empleados del Departamento de Transporte y 268 policías de caminos.

INUNDACIÓN HISTÓRICA.

   Ante las alertas, los centros escolares permanecen cerrados, aunque las autoridades del estado sureño han anunciado que se reabrirán este miércoles 7 y volverán a la normalidad.

   Las inundaciones comenzaron la madrugada del domingo, cuando Carolina del Sur se despertó con 45 centímetros de agua debido a las fuertes lluvias torrenciales.

   Autoridades como el alcalde de Charleston, Joe Riley, aseguraron no haber contemplado nada igual en esta ciudad, una de las más afectadas.