El nuevo plan de acción de Nayib Bukele para acabar con las maras en El Salvador

Publicado 04/06/2019 21:07:50CET
REUTERS / JOSE CABEZAS - Archivo

   EL SALVADOR, 4 Jun. (Notimérica) -

   Las maras son uno de los principales problemas de El Salvador (y de Centroamérica en general), que el Gobierno saliente no ha conseguido ni mínimamente superar y que, por ende, continúa siendo una amenaza para la estructura social salvadoreña, en mayor medida, para el sector más joven.

   Por ello, el recién investido presidente del país, Nayib Bukele, debería tener como una de sus prioridades de Gobierno el combate de esta problemática. Por el momento, el líder del partido Gran Alianza por la Unidad Nacional (GANA) ha dejado claro que la idea de su 'modus operandi' dista del utilizado hasta ahora por el mandatario salvadoreño, Salvador Sánchez Cerén (2014-2019).

   El pasado mes de mayo, Bukele --quien hasta entonces no solía hablar sobre los grupos de pandillas-- manifestó a la plataforma digital 'AJ+ Español' su estrategia: "Nosotros debemos de ganarnos a los jóvenes antes de que las pandillas se los puedan ganar. De nada sirve que metamos 30 pandilleros presos si ese mismo día reclutan 100 jóvenes nuevos", aseveró.

   Teniendo en cuenta que estos grupos pandilleros son los responsables de un promedio del 75 por ciento de los homicidios perpetrados en el país, de acuerdo con cifras oficiales, el mandatario incorporó el asunto en el primer consejo de ministros, celebrado el pasado sábado.

   En este encuentro, Bukele planteó la idea de "recuperar los territorios de manera integral", refiriéndose al control social que ejercen las maras respecto al resto de la sociedad, según declaraciones recogidas por varios medios locales.

   En este sentido, el mandatario criticó la gestión de los anteriores gobiernos y sus planes de "Mano Dura" --estrategia de base punitiva para reducir la violencia que fracasó y generó más maras, según el Programa de la Naciones Unidas para el Desarrollo (PNUD)--.

   "Nosotros no vamos a cometer el mismo error y vamos a tratar el problema de manera integral y holística y vamos a poner a trabajar al gabinete en conjunto para lograr ese objetivo", manifestó el líder de GANA.

   Bukele es el presidente más joven de la historia de El Salvador y tras la primera lectura del plan de gobierno ha mostrado claramente que este es uno de sus principales objetivos y que lo va a combatir de forma global atendiendo a las necesidades sociales.

   De hecho, el capítulo del plan destinado a la seguridad del pueblo salvadoreño comienza señalando que "la problemática de los grupos criminales que atentan contra la Seguridad Pública no puede ser tratada exclusivamente desde una óptica de combate a la delincuencia, ya que es un problema social donde la falta de oportunidades y opciones de vida comienzan a producir el círculo vicioso de la pobreza, el crimen y la violencia".

   Las pandillas reclaman al Gobierno una oportunidad para el diálogo. Sin embargo, Bukele no se ha pronunciado sobre la vía de comunicación con las maras, por lo que no se tiene certeza de que les vaya a conceder un espacio para conversar.

Para leer más