¿Quién es Rodrigo Gularte el otro brasileño que espera su ejecución en Indonesia?

Actualizado 27/02/2015 16:32:37 CET
Rodrigo Gularte, otro brasileño que será ejecutado en Indonesia
Foto: YOUTUBE

   RÍO DE JANEIRO, 18 Ene. (Notimérica) -

   Después de la ejecución del brasileño Marco Archer este sábado en Indonesia, otro compatriota espera en el corredor de la muerte del país asiático, condenado también a la pena capital por un delito de tráfico de drogas.

   Se trata del surfista Rodrigo Gularte, de 42 años, y originario de Paraná, quien fue detenido en 2004 en Indonesia junto con otros dos paranenses, tras arribar a Yakarta.

   Todos ellos fueron arrestados con ocho tablas de surf en las que transportaban seis kilos de cocaína, pero Rodrigo se hizo responsable del delito y un año después fue condenado a la pena de muerte, cuya ejecución está fijada para el mes de febrero.

   Las coincidencias en los casos de Archer y Gularte saltan a la vista. Ambos eran deportistas, brasileños, y los dos fueron arrestados por el delito de tráfico de drogas en Indonesia, con un año de diferencia.

   Pero según la familia de Gularte, éste padece esquizofrenia. "Tiene una enfermedad mental grave y estamos esperando que se vaya a un hospital psiquiátrico" dijo la madre de Rodrigo, en una entrevista con Globo News este sábado.

   Clarisse Gularte, quien ha dicho que es una situación "muy dolorosa", ha señalado que las esperanzas de la familia están puestas en la movilización que puedan obtener a través de los medios de comunicación.

   No obstante ha reconocido que la Embajada de Brasil está apoyando a la familia y media para la comunicación entre ellos.

   Rodrigo Gularte tiene un hijo autista de 21 años que vive con su madre.

UNA FAMILIA RICA.

   Rodrigo nació en Foz do Iguaçu, en el estado brasileño de Paraná. Es nieto de un latifundista productor de soja. Su madre, Clarisse, es una mujer millonaria, y su padre es médico.

   Rodrigo, un chico "maravilloso" que era la alegría de la familia, conoció las drogas a los 13 años en Curitiba. Con 18 fue arrestado cuando fumaba 'base' en un parque.

   Después de quedar en libertad y tras tener su primer automóvil, se embarcó en una aventura por América Latina con sus amigos "bebiendo y drogándose", según explicó su madre un año después del arresto en Indonesia al enviado especial de Jornal JÁ, el periodista Renan Antunes de Oliveira, que estuvo en esa época en Yakarta.

   A los 20 años Rodrigo era un joven alto, educado, y lleno de enamoradas. De un breve romance con una profesora catarinense 13 años mayor que él, nació su hijo, que sufre la enfermedad del autismo. Pero no estaba preparado para ser padre.

   Entonces comienza a viajar mucho y en sus destinos aprovecharía para probar drogas como el hachís en Marruecos, la cocaína en Perú, o el éxtasis en Holanda, narraba en 2005 su madre.

   Tras tener un accidente de tráfico bajo los efectos del alcohol y las drogas, fue internado a los 24 años con un cuadro depresivo. Su madre intenta que salga de ese pozo y le monta algunos negocios, o le envía a estudiar a Paraguay, pero nada da resultado positivo.

   Entonces Rodrigo comienza con el tráfico de drogas, haciendo varios viajes a Europa, aunque, según comenta su madre, nunca tenía dinero. De su último viaje, ya no regresaría.

   Unos chicos le dieron unas tablas de surf con cocaína escondida en ellas. Embarcó en Curitiba, "donde los rayos X no son muy buenos", y desembarcó en Yakarta (Indonesia), donde ahora espera que un milagro pueda sacarle del corredor de la muerte.