Publicado 19/07/2015 23:17CET

Las FARC ordenan el fin de las actividades ofensivas a partir de la medianoche

BOGOTÁ, 19 Jul. (EUROPA PRESS) -

La guerrilla de las Fuerzas Armadas Revolucionarias de Colombia (FARC) ha ordenado el fin de las "actividades ofensivas" a partir de la medianoche del domingo al lunes con motivo de la entrada en vigor del alto el fuego unilateral e indefinido anunciado.

"Las FARC-EP comunicamos a todos nuestros Bloques, Frentes, Columnas, Compañías y demás estructuras político militares, al igual que a las milicias bolivarianas y populares y estructuras subordinadas, que a partir de las 00:00 horas del 20 de julio próximo rige la orden de cesar toda acción de carácter ofensivo contra las fuerzas armadas del Estado y la infraestructura pública y privada", indica la guerrilla en un comunicado del Secretariado firmado en La Habana.

El alto el fuego "obedece al llamado de los países garantes, Cuba y Noruega, y acompañantes, Venezuela y Chile, de las conversaciones de paz que se adelantan en La Habana, y al alud de peticiones públicas, cartas y mensajes de redes sociales dirigidas a nuestra Delegación de Paz por parte de incontables personalidades y organizaciones sociales y políticas, iglesias, juntas de acción comunal y movimientos populares en su conjunto".

Para las FARC, este alto el fuego "constituye un serio compromiso de nuestra organización, de cuyo cumplimiento estricto somos responsables cada uno de los mandos e integrantes de las FARC-EP".

La guerrilla destaca que se trata de una medida "práctica, de carácter humanitario" que supone un nuevo "gesto" para facilitar un acuerdo con el Gobierno colombiano sobre "fórmulas cada vez más efectivas de desescalamiento del conflicto". "Confiamos por tanto en que sea estimada y valorada en toda su dimensión, a fin de que no vuelvan a repetirse hechos lamentables que sólo hacen daño a los propósitos de paz y reconciliación", añade en referencia al anterior alto el fuego unilateral de las FARC.

Sin embargo, la guerrilla advierte de que "ninguna unidad" de la organización "está obligada a dejarse golpear por fuerzas enemigas y tendrá todo el derecho al ejercicio de su legítima defensa en caso de ataque".