Venezuela afronta su segundo día seguido de apagón y suspensión de actividades laborales

Venezuela.- Varias ciudades de Venezuela, incluida parte de Caracas, amanecen co
REUTERS / CARLOS GARCIA RAWLINS
Publicado 27/03/2019 14:59:24CET

   CARACAS, 27 Mar. (Reuters/Notimérica) -

   Venezuela afronta este miércoles su segundo día de apagón eléctrico después de que el servicio fuese interrumpido de nuevo en la madrugada de hoy en varias zonas de Caracas y en el interior del país, según varios testigos, mientras la actividad laboral sigue suspendida y sin fecha de reanudación.

   Desde la tarde del lunes, cuando se fue la luz tras un "ataque terrorista", de acuerdo al Gobierno venezolano, las autoridades han tratado de reponer el servicio, aunque sin éxito debido a un incendio provocado en el mayor complejo hidroeléctrico del país.

   Desde entonces, en al menos la mitad de los 24 estados del país petrolero, el suministro eléctrico ha regresado intermitentemente por horas. Las clases y la jornada laboral fueron suspendidas hasta el jueves a la espera de que se restablezca el servicio.

   "Tengo amigos fuera de Caracas que tienen más de 30 horas sin luz. Creo que esta vez será peor que el primer apagón", haseñalado Julio Barrios, un contador de 60 años en Caracas, en referencia al masivo corte de luz de principios de marzo que dejó en tinieblas gran parte del país por casi una semana.

   "Hay mucha gente que quiere trabajar pero no hay transporte y si no hay trabajo el país se paraliza", agregó en una zona comercial de la capital que lucía desierta. Barrios dijo que cree que la falta de mantención es la causa principal de los apagones y no los "ataques terroristas" como dice el Gobierno.

   En Caracas y las principales ciudades del país los locales comerciales, bancos e instituciones permanecían cerrados por segundo día consecutivo. El metro y los ferrocarriles no brindaban servicios por lo que el transporte público terrestre era fuertemente requerido aunque no contaba con unidades suficientes por la falta de repuestos.

   El apagón también afectaba las operaciones en el principal terminal de exportación de petróleo, Jose. El resto de la industria petrolera, vital para la economía del país, no reportaba fallas porque cuenta con suministro propio.

   El Gobierno del presidente, Nicolás Maduro, que está acosado por una creciente presión internacional encabezada por Estados Unidos para que abandone el poder, ha asegurado que los apagones son producto de un sabotaje de sus adversarios que buscan derrocarlo para apoderarse de las riquezas petroleras venezolanas.

   Especialistas en temas eléctricos, en cambio, han afirmado que la crisis de suministro que aqueja al país desde hace varios años y que se intensificó el 7 de marzo con un apagón nacional de cinco días, se debe a la falta de mantenimiento y de inversiones en la infraestructura.

   Otros expertos han advertido de que tras los últimos cortes, el sistema eléctrico es aún más vulnerable. El Gobierno sostiene que el último fallo se originó en un incendio en un patio de la hidroeléctrica Guri, en el sur del país, en un incidente que afectó a tres de las principales redes de transmisión del país.

   El líder opositor Juan Guaidó, reconocido por medio centenar de países como el presidente legítimo de Venezuela, tiene previsto anunciar el miércoles detalles de la llamada "operación libertad" que busca presionar la salida de Maduro.

Para leer más