'Black Friday': 5 datos para saber si eres un comprador compulsivo

Actualizado 02/10/2017 9:58:49 CET

   MADRID, 25 Nov. (TRENDSmérica) -

   Días llenos de ofertas, como el 'Black Friday', son una ocasión perfecta para comprar aquellas prendas de tu 'wish list' que normalmente se salen de tu presupuesto.

   Sin embargo, para los adictos a las compras, las rebajas y descuentos pueden convertirse en una perdición. No debemos olvidarnos de que la necesidad de comprar un objeto tras otro y obtener una sensación placentera sólo por este acto son las características principales de un buen 'shopaholic'. ¿Te consideras uno de ellos?

   Para averiguarlo, la directora de la Escuela de Psicología de la Universidad del Pacífico, Carmen Gutiérrez, en declaraciones a la 'Agencia Uno', nos ofrece los datos clave para descubrir si realmente tienes un problema con las compras.

1. ERES INCAPAZ DE DECIR "NO"

"Un comprador compulsivo es una persona que es incapaz de decir que no ante una posibilidad de compra, independiente de si la oferta o el producto en sí mismo sea necesario o valioso. Se caracteriza por el placer de la compra por la acción misma. El acto de comprar le produce tal placer que al tratar de ponerse límites fracasa", anota Gutiérrez.

   En este punto debemos hacer una aclaración. Si una persona se va de compras tras un mal día y le hace feliz hacerse con una nueva camiseta o un bolso, no tiene por qué padecer este trastorno.

   "Comprar tiene una parte gratificante y es normal sentirse bien después de hacerlo. Es patológico cuando la persona se siente impulsada, como arrastrada con fuerza a comprar, tanto que no puede evitarlo, no puede negarse a seguir ese gran impulso", explica la psicóloga.

2. CUBRES TUS CARENCIAS COMPRANDO

   Aún así, debemos tener claro que este trastorno no es ninguna tontería. "Es un problema psicológico. Podría ser un cuadro en sí mismo, pero al mismo tiempo puede ser un síntoma de un cuadro mayor", advierte la experta.

   Según Gutiérrez, los 'shopaholic' tienen "un problema en el control de los impulsos y/o en la línea identitaria", lo que se basa en una carencia.

   "El comprador compulsivo tiene un vacío, una necesidad personal que busca llenar o satisfacer a través de la compra", agrega Gutiérrez.

3. MUJERES DE 30 AÑOS

   El perfil típico de un comprador compulsivo es el de una mujer de al menos 30 años que compra continuamente cosas que no necesita sólo por la felicidad que le produce comprar.

   Sin embargo, aunque las compras compulsivas se asocian con mayor frecuencia a las mujeres, también hay hombres que padecen este trastorno, ya sea con objetos tecnológicos o con otros accesorios.

4. ¿NECESITAS LO QUE TIENES EN TU ARMARIO?

   Esta es una de las preguntas que debes hacerte para descubrir si tienes un problema con las compras.

   "Debes abrir tu armario o mirar tu habitación y ver qué tienes, cuántas cosas realmente necesitas y cuántas de las que están ahí no sirven o no utilizas. Qué es lo que estás ocupando y cuántos objetos que compraste no has usado nunca", ejemplifica la especialista.

   Tal y como lo ilustra la película 'Confesiones de una compradora compulsiva', los adictos a las compras no se dan cuenta de que tienen un problema hasta que esto afecta gravemente su vida personal, perdiendo incluso sus amistades y terminando con serios problemas financieros.

5. COMPRAS BASÁNDOTE EN IMPULSOS

¿Eres de los que se enamora a primera vista de un producto y lo compra sin pensárselo dos veces? Entonces puede que sí que tengas un problema.

"Al comprador compulsivo se le pierden los parámetros; no puede dimensionar la situación en la que está. Compra sin pensar en consecuencias, se endeuda sin pensarlo, sin preguntarse si vale o no la pena", advierte.

   En este sentido, los amigos y la familia juegan un papel muy importante. "Pueden ayudarlo a darse cuenta de que sus acciones no son saludables. El tratamiento adecuado es terapia psicológica y en algunos casos un tratamiento farmacológico", explica Gutiérrez.

   Quizás después de leer estos datos aportada por una experta en la materia asistas al 'Black Friday' con cabeza, no por ello sin dejar de consumir, manteniéndote cauto.

   En defensa de todos aquellos compradores compulsivos, la psicóloga reconoce que hoy en día "es fácil" padecer este trastorno "porque la sociedad misma genera permanentemente falsas necesidades".

"Hay más ofertas, más publicidad que incita a comprar todo el tiempo. Se ofrece el placer instantáneo y fugaz de una compra, basado en un acto hedonista", apunta.

   Por ello, la sociedad, consciente a su vez de este hecho, celebra el día de después del 'Black Friday' el 'Día Internacional contra el Consumismo'. Así que si te has sentido identificado con todos, o casi todos, los síntomas de un comprador compulsivo, este sábado 28 es la ocasión perfecta para reflexionar acerca de tus 'compulsivas' acciones.